Tres trucos sencillos para combatir el reflujo y la acidez estomacal

  Consejos, Dietas, Enfermedades

Millones de personas en todo el mundo sufren de reflujo y acidez estomacal. Se trata de uno de los problemas gástricos más frecuentes, pero también más difíciles de tratar. En la mayoría de los casos el tratamiento de elección suele ser el omeprazol, aunque también existen otros medicamentos destinados a aliviar los síntomas de esta alteración.

Sin embargo, lo que muchas personas no conocen es que implementar algunos cambios en el estilo de vida puede ser mucho más eficaz para combatir el reflujo y la acidez estomacal que los propios medicamentos. De hecho, ¿sabías que la forma en que duermes puede reducir considerablemente estos problemas estomacales? También existen muchos otros factores que pueden estar afectando tu salud gastrointestinal sin que lo sepas. Por eso, te desvelamos algunos trucos sencillos que pueden aliviar tu reflujo y acidez estomacal.

¿Cómo aliviar tu reflujo y acidez estomacal?

1. Evita comer demasiado. Las personas que tienen reflujo y acidez estomacal tienen debilitado el esfínter esofágico inferior, el músculo que separa al esófago del estómago y que impide que el contenido ácido del estómago suba al esófago. Obviamente, este músculo se relaja cuando comes para permitir el paso de los alimentos, pero si te hartas demasiado es probable que luego le cueste volver a cerrarse completamente. Ello explica por qué la mayoría de los síntomas de reflujo y acidez estomacal suelen ocurrir después de las comidas.

2. Mantén una dieta baja en carbohidratos. Una investigación realizada en la University of North Carolina encontró que las personas que mantienen una dieta baja en carbohidratos suelen padecer menos problemas de reflujo y acidez estomacal. Lo que sucede es que los carbohidratos tardan mucho en digerirse, lo cual puede provocar una sobrepoblación bacteriana y una mayor presión dentro del abdomen. Como resultado aumenta la producción de gases y con ellos, llega el reflujo y la acidez.

3. Evita dormir del lado derecho. Un estudio realizado en la University Medical Center Utrecht desveló que dormir del lado derecho empeora los síntomas del reflujo y acidez estomacal. Esto se debe a que cuando te acuestas sobre este lado, el cuerpo presiona el esfínter esofágico inferior que conecta al esófago con el estómago por el lado derecho. De esta manera, el ácido del estómago se acerca más a este músculo, lo cual aumenta el riesgo de que pueda escaparse al esófago mientras duermes.