Si vas a freír, escoge aceite de oliva

Siempre recomendamos formas de cocción que no impliquen un agregado de grasas como el horno, la plancha, la parrilla. En otras palabras: es mejor eliminar los fritos. Sin embargo, también debemos hacer una aclaración aquí: si elegimos freír, no es indistinto el aceite que escojamos, ya que el aceite de oliva es la mejor opción.

Los aceites vegetales son fuentes de grasas insaturadas que son beneficiosas para el cuerpo, aunque deben consumirse con moderación. No obstante, cuando estos aceites son calentados, pierden sus propiedades y se convierten en grasas que debemos evitar. Es por ello que las frituras son tan rechazadas en una dieta saludable, más aún si buscamos bajar de peso.

El aceite de oliva es más denso que otros aceites, como el de girasol, y esto hace que sus propiedades sean más resistentes al calor y que sea necesario someterlo a una temperatura mayor para que sus ácidos grasos se saturen.

Al cocinar con aceite de oliva, se puede observar que el producto frito es envuelto por una capa que recubre al alimento e impide que absorba demasiado aceite. El aceite de girasol, por otro lado, es menos denso y se convierte en nocivo al poco tiempo de ser sometido al calor.

Cabe repetir: siempre es mejor evitar los fritos. Pero en caso de que quieras darte un gusto, elige el aceite de oliva y no dejes tiempo de más la comida en la sartén.

Imagen del artículo

Si vas a freír, escoge aceite de oliva
  Consejos, Dietas, Perder peso