¿Por qué deberías incluir la coliflor en tu dieta?

  Consejos, Dietas, Recetas Sanas, Verduras

ColiflorLa coliflor, al igual que el resto de las crucíferas como el brócoli y las coles, es un buen aliado para nuestra salud. Sus detractores suelen excluirla de la dieta debido a su acción inflamatoria y al fuerte olor que desprende durante su cocción, aunque lo cierto es que su aporte nutricional y sus beneficios para la salud superan con creces sus desventajas.

La coliflor posee un bajo contenido de carbohidratos, proteínas y grasas, lo que la convierte en un alimento con un escaso aporte calórico ideal para las dietas de adelgazamiento. Además, es una excelente fuente de fibra, así como de vitaminas y minerales. De hecho, es muy rica en vitamina C y del grupo B, así como en ácido fólico y fibra. Sin embargo, su mejor atributo son sus diversos beneficios para la salud.

Tres razones para incluir la coliflor en tu dieta

1. Protege al corazón. La coliflor contiene sulforafano, una sustancia que ayuda a regular la presión arterial y mejora el funcionamiento renal. Se conoce que sulforafano está relacionado con el proceso de metilación del ADN, la clave que garantiza el adecuado funcionamiento celular del músculo cardíaco y la expresión génica. Además, la coliflor también contiene alicina, un nutriente que reduce los niveles de colesterol malo en sangre y el riesgo de padecer accidentes vasculares.

2. Promueve la digestión. La coliflor aporta una gran cantidad de fibra, la cual mejora el tránsito intestinal y favorece la depuración de las toxinas del cuerpo. Además, posee propiedades laxantes que mejoran la digestión y reducen el riesgo de estreñimiento, a la vez que tiene efectos depurativos que contribuyen a eliminar el líquido del cuerpo y previenen la inflamación abdominal. También es rica en glucorafanina, una sustancia que protege el estómago y los intestinos de las úlceras y otras enfermedades como el cáncer.

3. Mejora la salud del cerebro. El consumo frecuente de la coliflor se ha relacionado con la estimulación de la función cognitiva. De hecho, se ha encontrado que el consumo de coliflor desde una etapa temprana del embarazo puede estimular el desarrollo de la memoria y el lenguaje en los bebés durante sus primeros años de vida. Esto se debe a su alto contenido de colina, una vitamina que protege al cerebro y que optimiza su funcionamiento.

 

Deja un comentario