Consejos para mejorar la memoria: Una dieta rica en colina podría ayudar

Consejos para mejorar la memoria: Una dieta rica en colina podría ayudarSegún un reciente estudio realizado en la Escuelade Medicina de la Universidad de Boston incorporar a la dieta diaria alimentos ricos en colina es uno de los consejos para mejorar la memoria.

Para arribar a estos resultados, los investigadores analizaron los hábitos alimentarios de casi 1.400 adultos entre los 36 y los 83 años de edad. Posteriormente les aplicaron algunos test para evaluar la memoria y otras habilidades cognitivas, a la vez que les tomaron imágenes cerebrales mediante resonancia magnética.

De manera general se apreció que los participantes que más colina consumían diariamente rindieron mejor en las pruebas de memoria (en comparación con aquellos que consumían menos colina). Así, al considerar otros factores como la educación, el consumo de vitaminas, calorías y grasas; el consumo de colina se mantuvo en una relación bien estrecha con el rendimiento en los test cognitivos.

Además, los participantes que mayor cantidad de colina consumían resultaron menos propensos a presentar hiperintensidad en la sustancia blanca de las áreas cerebrales, lo cual constituye un indicio de enfermedad vascular en el cerebro (que a su vez implica un mayor riesgo de padecer un accidente cerebrovascular o de desarrollar una demencia).

Aunque no conocen aún la acción directa que ejerce la colina sobre el mecanismo cerebral, estos investigadores consideran que su efecto se debe a su acción sobre la sustancia química cerebral acetilcolina que influye en el funcionamiento de la memoria y de otras funciones cognitivas.

De manera general, los especialistas puntualizan que el consumo de colina no revierte los cambios cerebrales importantes como los que se producen en el caso del Alzheimer pero su consumo diario resultaría beneficioso como medida preventiva. Para adquirir la colina que necesitamos, recomiendan incluir en la dieta diaria algunos alimentos como los pescados de agua salada, el hígado, los huevos, el pollo, la leche y algunas legumbres como la soja.

  Consejos, Estudios, Medicina