5 consejos para llegar con menos hambre a las comidas

Resistir la tentación de tus comidas favoritas es siempre complicado. Pero de seguro te será más fácil si llegas a la hora del almuerzo o la cena con algo dentro del estómago. Por eso, ten en cuenta algunas de estas estrategias para llegar con menos apetito a la mesa.

Bebe agua o gaseosas light  antes de comer: estos líquidos no tienen calorías pero ayudan a generar saciedad y a hidratarnos a la vez.

Tómate una taza de caldo bajo en grasas antes de los platos: asegúrate de que estos no contengan demasiado sodio. Esto es ideal para las épocas más frías del año, ya que aportan saciedad y aumentan la temperatura a la vez.

Come un ensalada como primer plato: después de una buena cantidad de verduras crudas, nuestro deseo de comer se apaciguará notablemente.

No dejes pasar muchas horas entre comidas: si llegas a la mesa con mucho tiempo de ayuno, necesitarás una fuerza de voluntad extrema para no arrasar con todo lo que te pongan delante. Lo ideal es comer cada 3 a 4 horas, con colaciones poco calóricas como un yogurt desnatado o una fruta.

Comienza el día con un desayuno nutritivo: es la base para organizar la alimentación de la jornada. Si desayunas bien, tu cuerpo necesitará menos nutrientes a lo largo del día.

Imagen del artículo

5 consejos para llegar con menos hambre a las comidas
  Consejos, Dietas, Perder peso