Usa la bicicleta en forma segura

Pedalear sobre una bicicleta fija parece una actividad sencilla y que no necesita indicaciones técnicas. Sin embargo, resulta muy importante regular correctamente la bici para desarrollar el movimiento cíclico de manera  eficiente y segura.

Es común que muchas personas suban a la bicicleta sin ajustarla a su talla, o acomodarla sin un criterio serio, haciéndolo simplemente por comodidad. Veamos cuales son las maneras en las que deberíamos regular tanto la altura del asiento (o sillín) y su distancia con respecto al manillar.

En cuanto al asiento, debemos acomodarlo a una altura tal que al pedalear, la pierna que se encunetra más abajo esté con una flexión mínima. Para encontrar esta altura, recomendamos una forma forma práctica: pararse al lado de la bicicleta y ubicar el sillín a la altura de la cresta ilíaca de la cadera. Por supuesto se trata den método general.

Pero, ¿por qué es tan importante una altura adecuada? En el caso de ubicar el asiento demasiado bajo, la rodilla debería flexionarse demasiado y esto sería una gran tensión para la rótula. También, esa permanente flexión recargará al cuádriceps.

Por el contrario, un asiento muy alto llevaría a híper extender la pierna. En ese caso, podemos llegar a tener lesiones en los tendones, los lumbares y la cadera.

Debe considerarse que estos movimientos pueden ser peligrosos porque se repiten constantemente en una sesión en la bicicleta, por lo que la tensión es constante.

El otro aspecto a considerar es la distancia entre el asiento y el manillar. No puede fijarse una única medida, ya que la misma depende de la talla del tronco de quien sube a la bicicleta. De todas formas, podemos establecer como una medida estándar la distancia que hay entre los codos hasta la punta de los dedos con la mano extendida.

Un sillín muy alejado del manillar nos ubica en una posición de iguales riesgos a la de un sillín alto, poniendo en riesgo la cara posterior de las piernas y la zona baja del tronco.

En el caso de que la distancia entre el asiento y el manillar sea muy poca, los lumbares y glúteos se verán sometidos a una tensión excesiva. Claro, además resultará sumamente incómodo ejercitarse.

¡Con estos consejos ya estás listo para pedalear!

Imagen del artículo

Usa la bicicleta en forma segura
  Consejos, Ejercicio físico