Un invento muy extraño: El contador de felicidad

Contador FelicidadA lo largo de los años se han realizado numerosos estudios que han demostrado que la felicidad no es el elixir de la eterna juventud pero sí de la larga vida. Las personas que le ponen buena cara al mal tiempo son más resilientes, viven más que el resto y con una salud mejor. Por eso no es extraño que hace poco el presidente Mujica hablase de que el índice de bienestar de una nación se debe medir a partir de la felicidad de sus habitantes y no mediante fríos coeficientes económicos.

Y como ya sabemos que los japoneses en materia de “creatividad extraña” siempre han llevado la delantera, han creado un “Contador de Felicidad”. La idea ha surgido del Rekimoto Lab, que pertenece a la Universidad de Tokio.

¿De qué se trata? Básicamente, es una aplicación digital que le recuerda a las personas lo importante que es sonreír en su día a día. Lo hace de una manera muy original: posee una cámara con un sistema de reconocimiento facial que, al percibir una sonrisa, le transmite una orden al aparato al cual se encuentra conectado. Por ejemplo, en vez de abrir la puerta del frigorífico como siempre hemos hecho, con la mano, simplemente nos paramos frente y sonreímos. Si no lo hacemos la puerta se bloquea.

Lo interesante es que, si bien este “Contador de Felicidad” ha sido diseñado para un público de personas que viven solas, también se ha utilizado en ambientes menos hogareños, como en las salas de reuniones. De hecho, sus productores afirman que los resultados han sido excelentes ya que al obligar a las personas a sonreír antes de entrar en el salón de reuniones, ya se predisponen positivamente al encuentro y todo fluye de una manera más amigable y distendida.

En realidad debemos tener presente que sonreír no es lo mismo que ser felices. Por tanto, el nombre “Contador de Sonrisas” sería más adecuado. Aunque, obviamente, es menos comercial. Por otra parte, es cierto que una sonrisa forzada no es lo mismo que una sonrisa verdadera pero sí puede incidir en nuestro estado de ánimo e incluso masajear el rostro haciendo que la sangre fluya.

Y tú, ¿te animarías a colocar una aplicación así en tu frigorífico?

Imagen del artículo

Un invento muy extraño: El contador de felicidad
  Consejos, Noticias