Tres hábitos que dañan tus oídos

AudiciónLa audición al igual que el resto de nuestros sentidos se va debilitando con el paso de los años. De hecho, es natural que a medida que envejecemos perdamos paulatinamente la agudeza auditiva y escuchemos con menos claridad. Sin embargo, son muchas las personas que sufren problemas auditivos independientemente de su edad. Según estadísticas de la OMS, existen alrededor de 360 millones de personas en todo el mundo que padecen pérdida de audición, y lo peor es que más de la mitad de esos casos se podrían haber prevenido. Numerosos estudios han desvelado cómo algunos hábitos cotidianos afectan nuestra audición y pueden provocar daños irreparables a nuestros oídos.

Hábitos cotidianos que afectan la audición

1. Fumar. La mayoría de las personas conocen que fumar es una de las causas principales del cáncer de garganta y de pulmón, a la vez que afecta el sistema inmunitario. Pero lo que muchos no saben es que fumar también es una causa potencial de numerosos problemas auditivos a mediano y largo plazo. Así lo ha demostrado un estudio publicado en la Journal of the Américan Medical Association, en el que se halló que los fumadores tienen hasta un 70% más de probabilidades de perder la audición debido a la exposición prolongada a las sustancias tóxicas que desprende el cigarrillo.

2. Escuchar música alta. Un estudio realizado por investigadores de la University of Leicester, en Reino Unido ha encontrado que las personas que escuchan música a todo volumen, sobre todo con audífonos, tienen un riesgo mayor de padecer problemas auditivos a largo plazo. Este deterioro se debe a que el sonido intenso va degenerando el recubrimiento del nervio auditivo, que es el responsable de transmitir las señales auditivas desde el oído hasta el cerebro. Como resultado la transmisión de las señales sonoras se va degenerando cada vez más.

3. Consumir fármacos de manera excesiva. ¿Sabías que el consumo excesivo de algunos medicamentos puede provocar problemas de audición? Un estudio realizado por la Universidad de Harvard ha desvelado que el consumo excesivo de analgésicos como el paracetamol, la codeína o la aspirina pueden provocar pérdida de audición, sobre todo en los hombres. Un efecto que ha confirmado la OMS al presentar un informe en el que desvelaba que el consumo desmedido de antibióticos, algunos medicamentos para tratar el cáncer y de los fármacos para la disfunción eréctil pueden desgastar el sentido de la audición a mediano y largo plazo.

  Consejos, Enfermedades, Estudios