La carne roja: ¿Dañina o beneficiosa para la salud humana?

Carne RojaMucho se ha hablado sobre los beneficios o posibles daños que puede causar el consumo de la carne roja. Pero… ¿cuánto hay de real o de ficticio en estas ideas populares?

Recientemente la Fundación Mundial para la Investigación del Cáncer ha advertido de los riesgos que implica ingerir grandes cantidades de carne roja, específicamente para la aparición del cáncer de colon. Este aviso proviene de un análisis de más de 7.000 estudios a nivel mundial donde se correlacionaba el cáncer con las carnes rojas, específicamente con el consumo del tocino y el jamón.  Según estos especialistas el consumo de ambos alimentos podría aumentar hasta en un 30% el riesgo de padecer un trastorno cancerígeno. Así, se recomienda eliminar de nuestra dieta tanto el tocino como el jamón y consumir solo unos 500 gramos de carne roja a la semana.

No obstante, para hacer honor a la realidad debe puntualizarse que en un estudio realizado en un total de 725.000 personas a lo largo de buena parte del mundo no se evidenció una correlación directa entre el consumo de la carne roja y la aparición del cáncer. Esta investigación fue desarrollada por investigadores de la Universidad de Harvard quienes afirman que es saludable ingerir semanalmente hasta 500 gramos de carne roja en el caso de las mujeres y unos 970 gramos en el caso de los hombres.

Así, como siempre, lo mejor es adoptar un sano punto medio. Se conoce que la carne roja es una fuente rica en proteínas que proporcionan todos los aminoácidos esenciales y necesarios para la salud. A la misma vez, es fuente de hierro, zinc, fósforo y Vitamina B12. Desde esta perspectiva su consumo es beneficioso ya que nos aporta de forma concentrada los oligoelementos que necesitamos.

No obstante, si tenemos en cuenta que normalmente las carnes rojas van acompañadas de grasas (la mayor parte saturadas) entonces su consumo ya no es tan beneficioso para la salud. La solución se halla en consumir la carne roja con moderación, intentado cocinarla de la manera más sana posible y eliminando toda la grasa visible.

  Consejos, Dietas, Salud y belleza