El aceite de palma: ¡Cuidado con su consumo!

aceite de palma¿Sabías que el aceite de palma es el que más se usa en el mundo? De hecho, se encuentra en muchos de los productos que consumimos a diario, aunque desde el punto de vista nutricional y de nuestra salud, no es la mejor alternativa.

¿Por qué es tan usual este aceite y dónde se encuentra?

Este tipo de aceite se obtiene a partir de los frutos de la palma africana y en la actualidad está desplazando el uso de las grasas hidrogenadas, ya que estas sin dañinas para la salud. Sin embargo, el aceite de palma es rico en grasas saturadas, por lo que no deberíamos abusar de su consumo. Afortunadamente, a partir de 2014, los fabricantes están en la obligación de indicar su uso en los productos, al menos en el marco de la Unión Europea.

El uso de este aceite se ha extendido por su versatilidad y por su precio económico. De hecho, a temperatura ambiente, se mantiene sólido, por lo que permite sustituir la mantequilla y las grasas hidrogenadas que se encuentran en muchos de los productos procesados. Además, su cultivo es más rentable que el aceite de coco o de soja, por lo que su precio es más competitivo.

El aceite de palma se encuentra en muchos de los productos para untar, sobre todo en la margarina y las cremas de cacao, ya que se derrite a una temperatura mayor que el chocolate, por lo que es ideal para mantener los alimentos.

También se encuentra en la mayoría de los productos de la bollería industrial, en las galletas e incluso en las tostadas. Además, se usa mucho en los alimentos precocinados, para lograr que estos se mantengan en perfecto estado durante más tiempo.

¿Por qué es dañino?

El aceite de palma contiene una gran cantidad de ácidos grasos saturados, alrededor del 45% al 55%, en comparación con el 15% que tienen otros aceites. Este tipo de ácidos grasos tienen una acción hipercolesterolemiante, lo cual significa que aumenta el colesterol malo. Como resultado, el consumo de este tipo de aceite puede aumentar el riesgo de sufrir diferentes enfermedades, desde arteriosclerosis hasta problemas cardíacos e ictus.

Imagen del artículo

El aceite de palma: ¡Cuidado con su consumo!
  Consejos