Ejercita los abdominales en polea

Una de las claves de una buena rutina deportiva es que esta no sea monótona. Realizar los mismos ejercicios una vez tras otra puede llevar con facilidad al estancamiento. Si bien te hemos dado varias alternativas para trabajar abdominales (el crunch, oblicuos, inferiores), ahora te proponemos una opción distinta: abdominales con polea.
Esto te permitirá aumentar la carga para hacer un trabajo más intenso, o simplemente tener una variante que te ayudará a «sorprender» a los músculos.
Debes buscar una de las másquinas que habitualmente se usan para hacer polea al pecho, o aquellas con las que se trabajan los tríceps. Agarra la barra o la soga de la punta (es indiferente el elemento de agarra y pone de espaldas a la máquina. Tus manos deben estar tras tu nuca sosteniendo la barra o la soga, mientras te arrodillas, de modod que tus talones toquen tus glúteos.
Deja fijas las piernas y las caderas, y realiza una contracción abdominal de manera que acerques los codos al piso, al mismo tiempo que siente el esfuerzo en tu abdomen, levantando la carga de la polea.
Es óptimo que retomes la posición inicial lentamente. Así, no sólo harás más seguro el movimiento, sino que también podrás trabajar isométricamente los músculos.
Ejecutando de esta forma, el trabajo principal será del recto mayor del abdomen, pero recuerda que los abdominales siempre trabajan juntos, por lo que los inferiores y oblicuos no serán dejados de lados.
Prueba realizar las primeras series con poca carga para adquirir primeramente una correcta técnica, y paulatinamente podrás agregar algunos kilos que te permitirán ponerle intensidad a tu trabajo de abdominales.

Imagen del artículo

Ejercita los abdominales en polea
  Consejos, Ejercicio físico

Ejercita los abdominales en polea

Una de las claves de una buena rutina deportiva es que esta no sea monótona. Realizar los mismos ejercicios una vez tras otra puede llevar con facilidad al estancamiento. Si bien te hemos dado varias alternativas para trabajar abdominales (el crunch, oblicuos, inferiores), ahora te proponemos una opción distinta: abdominales con polea.
Esto te permitirá aumentar la carga para hacer un trabajo más intenso, o simplemente tener una variante que te ayudará a «sorprender» a los músculos.
Debes buscar una de las másquinas que habitualmente se usan para hacer polea al pecho, o aquellas con las que se trabajan los tríceps. Agarra la barra o la soga de la punta (es indiferente el elemento de agarra y pone de espaldas a la máquina. Tus manos deben estar tras tu nuca sosteniendo la barra o la soga, mientras te arrodillas, de modod que tus talones toquen tus glúteos.
Deja fijas las piernas y las caderas, y realiza una contracción abdominal de manera que acerques los codos al piso, al mismo tiempo que siente el esfuerzo en tu abdomen, levantando la carga de la polea.
Es óptimo que retomes la posición inicial lentamente. Así, no sólo harás más seguro el movimiento, sino que también podrás trabajar isométricamente los músculos.
Ejecutando de esta forma, el trabajo principal será del recto mayor del abdomen, pero recuerda que los abdominales siempre trabajan juntos, por lo que los inferiores y oblicuos no serán dejados de lados.
Prueba realizar las primeras series con poca carga para adquirir primeramente una correcta técnica, y paulatinamente podrás agregar algunos kilos que te permitirán ponerle intensidad a tu trabajo de abdominales.

Imagen del artículo

Ejercita los abdominales en polea