Correr para estimular el aprendizaje

CorrerPracticar ejercicio ofrece muchísimos beneficios para salud. Estimula la capacidad respiratoria, fortalece los músculos, contribuye a regular el peso corporal, mejora las articulaciones, activa la circulación, protege al corazón, reduce el estrés, aumenta los niveles de felicidad y previene diversas enfermedades como la diabetes. Sin embargo, un estudio reciente ha desvelado un nuevo beneficio del ejercicio físico para la salud, específicamente del ejercicio aeróbico: su efecto sobre la regeneración neuronal.

El estudio reciente realizado en Finlandia ha demostrado que practicar ejercicio físico aeróbico, como correr, tiene efectos positivos sobre la estructura y las funciones cerebrales. Específicamente, el ejercicio físico anaeróbico estimula la regeneración de las neuronas del hipocampo, una región cerebral relacionada con el proceso de aprendizaje.

El estudio en detalles

Investigadores del Departamento de Psicología y del Departamento de Biología de la Actividad Física de la Universidad de Jyväskylä analizaron los efectos de correr de forma mantenida y de practicar ejercicio de alta intensidad y entrenamiento de resistencia, sobre el proceso de neurogénesis del hipocampo en ratones machos adultos. Para el experimento utilizaron los tradicionales ratones de laboratorio, así como algunos ejemplares desarrollados por colaboradores de la Universidad de Michigan, ratones con una respuesta genéticamente más alta ante el entrenamiento aeróbico y otros con una respuesta genética más baja.

El experimento duró entre 6 y 8 semanas, durante las cuales unos ratones debían mantenerse sedentarios, correr, practicar ejercicio de alta intensidad o un entrenamiento de resistencia. Al cabo de ese tiempo se evalúo el número de neuronas nuevas en el hipocampo de los diferentes grupos de ratones, los resultados fueron sorprendentes.

Resulta que los ratones que corrieron largas distancias tenían un mayor número de neuronas en el hipocampo en comparación con el resto de los ratones. En comparación con los animales sedentarios, los ratones que realizaron ejercicio aeróbico tenían entre dos y tres veces más neuronas nuevas en el hipocampo. Los ratones que practicaron ejercicio de alta intensidad y entrenamiento de resistencia también experimentaron un ligero aumento del proceso de neurogénesis en el hipocampo, pero el incremento fue mucho menos significativo en comparación con los ratones que corrieron.

¿Qué nos aporta estos resultados?

Los resultados del estudio aportan nuevas luces muy esperanzadoras ya que las neuronas del hipocampo están relacionadas con funciones como el aprendizaje de tareas temporales y de actividades más complejas. Por tanto, una estimulación del proceso de neurogénesis en esta área cerebral no solo puede contribuir a mejorar el aprendizaje sino también a retardar o prevenir numerosas enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer. Aunque todavía deben realizarse más estudios que avalen su eficacia para los seres humanos.

  Consejos, Ejercicio físico, Estudios