Aprovecha las escaleras para estar en forma

A veces es complicado encontrar el tiempo para la actividad física. En medio de incontables horas de obligaciones, el deporte suele ser el que queda relegado. Sin embargo, podemos hacernos ciertos hábitos que, si bien no reemplazan a una rutina seria de entrenamiento, pueden mantenernos en forma cuando ocasionalmente no podamos ir al gimnasio o a nuestro lugar habitual de ejercicio.

Uno de estos hábitos es el de usar las escaleras cuando se llegue a un edificio. Por supuesto, se trata de una gran oportunidad para quienes habitan en ellos, puesto que si se deja a un lado el elevador cada vez que se regresa a casa, nuestras piernas deberán esforzarse subiendo peldaños.

No debe menospreciarse lo que implica subir escaleras. Se trata de un movimiento idéntico a las subidas en banco, uno de los ejercicios más recomendables para las piernas que pueden hacerse en una salda de musculación. Este gesto nos ayuda a trabajar los cuádriceps y los isquitibiales, es decir, ambas caras de las piernas.

Si podemos dedicar unos minutos a ir y venir por escaleras también ejercitaremos nuestra capacidad aeróbica, y gastaremos varias calorías. De hecho, en una hora de subir y bajar escaleras se gastan aproximadamente 1.000 calorías. Claro que tanto tiempo  implica un esfuerzo extremo, pero con algunos minutos ya desarrollaremos un ejercicio digno de considerar.

En casos de mucho sobre peso, no será igual de recomendable este ejercicio, puesto que el esfuerzo de levantar su peso en cada subida sería muy grande.

Por supuesto, subir algunos pisos por escalera una vez al día no es tan beneficioso como una sesión de ejercicio planificada. Pero si se puede tener en cuenta como un pequeño hábito que ayuda a nuestra salud  a llegar al peso deseado.

Imagen del artículo

Aprovecha las escaleras para estar en forma
  Consejos, Ejercicio físico