Aprende a medir las cantidades

Ningún consejo alimenticio alcanza para cumplir los objetivos de una dieta si no se cumple con una regla fundamental: hay que saber medir las cantidades. A pesar de que pueda parecer un consejo sabido, es donde muchas personas fallan en las dietas.

Lo que ocurre es que se tiende a minimizar algunos «pequeños excesos» que, sumados, representan un número importante de calorías. Esa es muchas veces la diferencia entre una dieta de resultados visibles y aquella que no funciona.

Una de las primeras consideraciones que deben hacerse cuando se planifica una dieta es que los términos usados para referirnos a la cantidad de alimentos no sean ambiguos. «Un plato chico» puede significar un tamaño para una persona y otro tamaño para otra. Es mejor dejar esta clase de indicaciones y optar por otras más específicas.

Lo ideal es tener una balanza de pesar alimentos en la casa. Entonces basta con consultar con el nutricionista cuantos gramos de cada alimento deberían consumirse. Pero no siempre se cuenta con este recurso, por lo que es bueno manejar alternativas.

Al hablar de platos es bueno aclarar si se trata de platos hondos o no, puesto que la cantidad de comida que entra en uno y otro son bien diferentes. Además, se deberían dar todas las especificaciones posibles acerca del tamaño. Lo mejor, si se desea bajar de peso, es usar platos pequeños.

Una alternativa a comer «una porción» o «un plato», es medir las cucharadas de un alimento. Esto puede usarse cuando se come arroz o guisos por ejemplos. Ya que la cuchara tiene un tamaño más universal, es una forma más estricta de medir las cantidades. Y esto tiene gran utilidad también para los condimentos: es mejor poner «una cucharada de aceite» a la ensalada, que «un chorro», ya que es fácil excederse y sumar así calorías.

En cuanto a las carnes, estas muchas veces vienen con el peso en la etiqueta. En los casos en que no disponemos de esta información, es bueno usar alguna referencia. Por ejemplo medior con el tamaño del puño una carne.

Por sobre todas las cosas, lo importante es ser honestos con nosotros mismos. Debemos ser conscientes de respetar las porciones correctas y darle la debida importancia a  medir la cantidad de comida en la dieta.

Imagen del artículo

Aprende a medir las cantidades
  Consejos, Perder peso