Leodrin Plus 5600 Comprimidos Recubiertos

Para qué sirve Leodrin Plus 5600 Comprimidos Recubiertos , efectos secundarios y cómo tomar el medicamento.

Advertencia! la información que ofrecemos es orientativa y no sustituye en ningún caso la de su médico u otro profesional de la salud..

Composición:

Cada comprimido recubierto contiene: Acido Alendrónico (como Alendronato Sódico Trihidrato) 70 mg, Colecalciferol (Vitamina D3) 5600 UI. Excipientes: Celulosa Microcristalina, Almidón Glicolato de Sodio, Almidón de Maíz, Oxido de Hierro Amarillo, Talco, Estearato de Magnesio, Lactosa Monohidrato, Hipromelosa, Macrogol, Colorante Oro Perlado (Silicato de Aluminio y Potasio, Dióxido de Titanio, Oxido de Hierro).

Contraindicaciones:

Su uso se encuentra contraindicado en los siguientes casos: Antecedentes de hipersensibilidad al ácido alendrónico, vitamina D o a cualquiera de los componentes de la formulación. Enfermedades gastrointestinales, tales como duodenitis, disfagia, anormalidades del esófago que retardan el vaciamiento esofágico (estenosis esofágica, acalasia), pirosis frecuente, gastritis, reflujo gastroesofágico, hernia hiatal o úlceras. Incapacidad del individuo de permanecer de pie o sentado durante al menos 30 minutos luego de la administración del medicamento. Hipocalcemia (esta condición debe ser corregida antes de iniciar la terapia con el ácido alendrónico). Insuficiencia renal severa (clearance de creatinina <35 ml="" min).=""

Acción Terapéutica:

Inhibidor de la resorción ósea. Suplemento de vitamina D3.

Propiedades:

Farmacología:

Acido alendrónico: El ácido alendrónico actúa como un potente inhibidor específico de la resorción ósea mediada por los osteoclastos. Este fármaco es altamente selectivo en su acción, ya que se una a la hidroxiapatita del hueso e inhibe específicamente la actividad de los osteoclastos, impidiendo la resorción celular, sin alterar la mineralización ósea. Estudios en animales han indicado que, a nivel celular, el ácido alendrónico muestra una localización preferencial en los sitios de resorción ósea, donde inhibe la actividad osteoclástica, pero no interfiere con el reclutamiento o adhesión osteoclástica. Estudios en ratas sobre la localización de [3H] alendronato radioactivo mostraron que la recaptación sobre las superficies osteoclásticas es aproximadamente 10 veces mayor que sobre las superficies osteoblásticas. El examen óseo en los días 6 y 49 días después de la administración de [3H] alendronato en ratas y ratones, respectivamente, determinó que la masa ósea normal formada en el pic de ácido alendrónico, incorporándolo en la matriz ósea. El ácido alendrónico no es farmacológicamente activo cuando es incorporado en el hueso, por lo tanto, debe ser administrado continuamente para suprimir los osteoclastos sobre las superficies de resorción nuevamente formadas. Estudios histomorfométricos en mandriles y ratas indicaron que el tratamiento con ácido alendrónico reduce el recambio óseo (es decir, el número de sitios en los cuales el hueso es reconstruido). Además la formación del hueso excede la resorción de hueso en estos sitios de reconstrucción, lo que conduce a una ganancia progresiva de masa ósea. Datos obtenidos a partir de estudios a largo plazo en animales indican que el hueso formado durante la terapia con ácido alendrónico es de calidad normal. La evidencia clínica ha demostrado que la administración de 70 mg de ácido alendrónico 1 vez a la semana es equivalente al régimen de administración de 10 mg 1 vez al día, con respecto a los beneficios farmacológicos. Además, la tolerancia de ambos regímenes de administración es equivalente, ya que no se han registrado diferencias estadísticamente significativas en la incidencia de efectos adversos GI entre ambos tipos de dosificación. Colecalciferol (vitamina D3): La vitamina D3 se produce en la piel por conversión del 7-dehidrocolesterol a vitamina D3 mediante la luz ultravioleta. En ausencia de una exposición adecuada a la luz del sol, la vitamina D3, es un nutriente alimenticio esencial. La vitamina D3 se convierte en el hígado en 25-hidroxivitamina D3, donde es almacenada. La conversión a la hormona movilizadora de calcio activa, la 1,25- dihidroxivitamina D3 (calcitriol), ocurre en el riñón y está muy regulada. La principal acción de la 1,25- dihidroxivitamina D3 aumentar la absorción intestinal, tanto de calcio como fosfato, así como regular el calcio sérico, la excreción renal de calcio y fosfato, la formación de hueso y la resorción ósea. La vitamina D3 es requerida para la formación normal de hueso. La insuficiencia de vitamina D se desarrolla cuando la exposición a la luz del sol, tanto como la ingesta en la dieta, son inadecuadas. La insuficiencia se asocia con un balance negativo de calcio, pérdida de hueso y un mayor riesgo de fractura ósea. En casos graves, la deficiencia resulta en hiperparatiroidismo secundario, hipofosfatemia, debilidad muscular proximal y osteomalacia, además de aumentar el riesgo de caídas y fracturas en individuos con osteoporosis.

Farmacocinética:

Acido alendrónico: Absorción: El ácido alendrónico se absorbe escasamente desde el tracto GI (1 a 5% de la dosis) y la absorción es disminuida por los alimentos o bebidas. Estudios en humanos mostraron que la biodisponibilidad promedio oral de ácido alendrónico en mujeres fue del 0.64%, para dosis que van desde los 5 a 70 mg, cuando este medicamento fue administrado después de un ayuno nocturno y 2 horas antes de un desayuno estandarizado. La biodisponibilidad oral en hombres fue del 0.59% después de la administración de una dosis de 10 mg 2 horas antes de la primera comida del día. En mujeres postmenopáusicas, la biodisponibilidad disminuyó en aproximadamente un 40% cuando 10 mg de ácido alendrónico fueron administrados 30 minutos o 1 hora después de un desayuno estandarizado, comparado con dosis administradas 2 horas antes de comer. En estudios de tratamiento y prevención de la osteoporosis, el ácido alendrónico fue eficaz cuando se administró al menos 30 minutos antes del desayuno. La biodisponibilidad fue casi indetectable cuando el ácido alendrónico fue administrado con o hasta 2 horas después de un desayuno estandarizado. La administración concominante con café o jugo de naranja redujo la biodisponibilidad en aproximadamente un 60%. Distribución: Estudios en ratas machos, a las cuales se les administró una dosis intravenosa de 1 mg/kg, mostraron que el ácido alendrónico fue transitoriamente distribuido a los tejidos blandos, pero que luego fue rápidamente redistribuido al hueso o excretado en la orina. El volumen de distribución promedio al estado de equilibrio, exclusivo del hueso, es a menos de 28 L en humanos. Su unión a las proteínas plasmáticas es alta (aproximadamente el 80% en el plasma humano). No hay evidencias de que el ácido alendrónico sufra un proceso de metabolización, ya sea en humanos o animales. La vida media plasmática es sólo de 15 a 60 minutos con grandes variabilidades interindividuales. Eliminación: La vía de eliminación es renal. Aproximadamente el 50% de una dosis intravenosa es excretada en la orina dentro de 72 horas, con una cantidad mínima de la dosis recuperada en las heces. Después de la administración de una dosis única I.V. de 10 mg, el clearance renal de ácido alendrónico es de 71 ml/min; el clearance sistémico no excede los 200 ml/min. Después de la administración I.V., las concentraciones plasmáticas disminuyen en más del 95% dentro de 6 horas. En contraste con la vida media plasmática, se ha estimado que la vida media terminal del ácido alendrónico en el hueso excede los 10 años, reflejando la liberación del ácido alendrónico a partir del esqueleto. La farmacocinética del ácido alendrónico y la teoría de reconstrucción ósea predice una eficacia similar para la pautas de administración de 1 vez a la semana y 1 vez al día, siempre y cuando la dosis acumulativa sea la misma. Una vez que la droga se une al hueso, la vida media de eliminación inicial del ácido alendrónico en la superficie ósea es de varias semanas, lo cual excede la duración promedio de la fase de resorción en los sitios de reconstrucción individuales. Así, la administración semanal del ácido alendrónico tiene efectos comparables sobre la resorción ósea con respecto a la administración diaria de la misma dosis acumulativa. Sin embargo, la dosis a intervalos mucho mayores a 1 semana pueden llevar a un control subóptimo de la reconstrucción ósea y, por lo tanto, a un beneficio clínico menor. Colecalciferol (vitamina D3): Absorción: Tras de la administración de ácido alendrónico / vitamina D3 (70 mg / 2800 UI) después de un ayuno nocturno y 2 horas antes de una comida estándar, el área promedio bajo la curva de concentración plasmática vs tiempo (AUC0-120 hrs) para la vitamina D3 fue de 120.7 ng.h/Ml. La concentración plasmática máxima promedio (Cmáx) de la vitamina D3 fue de 4.0 ng/ml y el tiempo promedio para alcanzar la concentración plasmática máxima (Tmáx) fue de 10.6 hrs. La biodisponibilidad de la dosis 2800 UI de vitamina D3 en la asociación fue similar a la de una dosis de 2800 UI de vitamina D3 administrada sola. En otro estudio, el AUC0-80 hrs promedio y Cmáx promedio para la vitamina D3 fueron 355.6 ng.h/ml y 10.8 ng/ml, respectivamente. El Tmáx fue de 9.2 hrs. La biodisponibilidad de la dosis de 5600 UI de vitamina D3 en la asociación fue similar a la de una dosis de 5600 UI de vitamina D3, administrada como 2 comprimidos de 2800 UI de vitamina D3. Distribución: Después de la absorción, la vitamina D3 entra en la sangre como parte de los quilomicrones. La vitamina D3 se distribuye rápidamente en su mayor parte en el hígado, donde es metabolizada a 25-hidroxivitamina D3, la forma principal de almacenamiento. Menores cantidades se distribuyen en los tejidos adiposo y muscular y, en estos lugares se almacena con vitamina D3 para su posterior liberación a la circulación. La vitamina D3 circulante se une a la proteína de unión de la vitamina D. Metabolismo: La vitamina D3 es metabolizada rápidamente por hidroxilación en el hígado a 25-hidroxivitamina D3 y es consecuentemente metabolizada en el riñón a 1,25-dihidroxivitamina D3, que representa la forma biológicamente activa. Previo a la eliminación, se produce una hidroxilación adicional. Un pequeño porcentaje de vitamina D3 sufre glucoronidación antes de la eliminación. Eliminación: Después de la administración de vitamina D3 radioactiva por vía intravenosa a sujetos sanos, la excreción urinaria promedio de radioactividad después de 48 horas fue de un 2.4% de la dosis administrada y la excreción fecal promedio de la radioactividad después de 48 horas fue de un 4.9% de la dosis administrada. En ambos casos, la radioactividad excretada fue casi exclusivamente como metabolitos de los fármacos originales. La vida media promedio de la vitamina D3 en el suero después de una dosis oral de la asociación del ácido alendrónico / vitamina D3 fue de aproximadamente 14 horas.

Presentaciones:

Envase conteniendo 5 comprimidos recubiertos.

Posología:

Vía de administración: Oral. Los comprimidos no se deben masticar ni disolver en la boca debido al riesgo potencial de ulceración orofaríngea.

Dosis habitual en adultos:

La dosis recomendada es de 1 comprimido 1 vez a la semana. La absorción del ácido alendrónico mejora cuando se toma en la mañana, al menos 30 minutos antes de consumir el primer alimento, bebida, suplemento o medicamento del día (incluyendo antiácidos, suplementos de calcio y vitaminas) y únicamente con un vaso lleno de pura agua. Otras bebidas (agua mineral, café, té o jugo de frutas), alimentos y algunos medicamentos pueden disminuir la absorción del ácido alendrónico. No se debe tomar este medicamento al acostarse ni antes de levantarse por la mañana. Además, para facilitar la liberación del ácido alendrónico en el estómago y reducir el riesgo potencial de irritación esofágica, los pacientes no deben acostarse (deben mantenerse en posición erguida, de pie o sentados) por lo menos durante los 30 minutos posteriores a la administración de este medicamento y hasta después de consumir el primer alimento del día. Debido a la naturaleza del proceso de la osteoporosis, este medicamento está dirigido para usarse a largo plazo. En aquellos pacientes con una dieta inadecuada, sería recomendable la administración de suplementos de calcio. Esta asociación provee una dosis semanal de vitamina D3 de 5600 UI, tomando como referencia los niveles de ingesta diaria recomendada de este nutriente esencial, que fluctúan entre los 400 – 800 UI. En caso de olvido de una dosis, se debe tomar 1 comprimido a la mañana siguiente de recordarlo. No se deben tomar 2 comprimidos en un mismo día y se debe seguir el esquema de administración de 1 comprimido 1 vez a la semana, en el mismo día originalmente elegido.

Poblaciones especiales:

No es necesario hacer ningún ajuste de la dosificación en pacientes de edad avanzada ni en pacientes con insuficiencia renal leve a moderada. (clearance de creatinina de 35 a 60 ml/min). No se recomienda el uso de este medicamento en pacientes con insuficiencia renal severa. (clearance de creatinina <35 ml="" min).=""

Niños y adolescentes:

No es recomendado el uso de este medicamento en niños ni adolescentes.

Efectos colaterales:

La experiencia clínica ha demostrado que el perfil de seguridad y tolerancia de la administración de 70 mg de ácido alendrónico 1 vez a la semana es similar al observado con el régimen de administración de 10 mg diarios. Los efectos colaterales que requieren asistencia médica son las siguientes: Incidencia más frecuente: Dolor abdominal. Incidencia menos frecuente: Disfagia (dificultad o dolor al tragar); pirosis; irritación, dolor o ulceración del esófago; dolor muscular. Incidencia rara: Rash cutáneo; angioedema; osteonecrosis de mandíbula. También se pueden producir los siguientes efectos adversos que normalmente no requieren atención médica, a menos que sean demasiado molestos o no desaparezcan durante el curso del tratamiento. Incidencia menos frecuente: Distensión abdominal, constipación, diarrea, flatulencia, dolor de cabeza, náuseas.

Contraindicaciones:

Su uso se encuentra contraindicado en los siguientes casos: Antecedentes de hipersensibilidad al ácido alendrónico, vitamina D o a cualquiera de los componentes de la formulación. Enfermedades gastrointestinales, tales como duodenitis, disfagia, anormalidades del esófago que retardan el vaciamiento esofágico (estenosis esofágica, acalasia), pirosis frecuente, gastritis, reflujo gastroesofágico, hernia hiatal o úlceras. Incapacidad del individuo de permanecer de pie o sentado durante al menos 30 minutos luego de la administración del medicamento. Hipocalcemia (esta condición debe ser corregida antes de iniciar la terapia con el ácido alendrónico). Insuficiencia renal severa (clearance de creatinina <35 ml="" min).=""

Precauciones:

Embarazo y lactancia:

No se recomienda el uso de ácido alendrónico durante el embarazo o la lactancia, ya que no se han realizado estudios adecuados en humanos. No se han descrito problemas en humanos cuando se ingieren las necesidades diarias normales de vitamina D (400 UI/día), sin embargo, la sobredosificación de vitamina D se ha asociado con anomalías fetales en animales. Después de la administración oral, los metabolitos de la vitamina D son excretados en la leche materna en pequeñas proporciones. Hasta la fecha no se han documentado efectos adversos en el lactante atribuibles a la excreción materna de esta vitamina.

Niños y adolescentes:

No se recomienda el uso de ácido alendrónico en niños ni adolescentes, ya que la seguridad y eficacia no han sido establecidas en estos grupos etarios.

Ancianos:

En los pacientes ancianos, se recomienda un monitoreo regular de la función renal mediante la mediación de la creatinina sérica. Se debe tener precaución cuando se administra el ácido alendrónico a pacientes con problemas gastrointestinales superiores activos (tales como disfagia, enfermedades esofágicas, gastritis, duodenitis o úlceras), debido a los posibles efectos irritantes de este fármaco sobre la mucosa gastrointestinal superior y a su efecto potencial de empeoramiento de una enfermedad adyacente. El riesgo de reacciones adversas esofágicas graves es mayor en pacientes que no permanecen en posición erguida después de tomar el medicamento, que olvidan tomarlo con un vaso lleno de agua y/o quienes continúan tomando ácido alendrónico después de desarrollar síntomas sugerentes de irritación esofágica. Si se desarrollan síntomas de enfermedad esofágica (dificultad o dolor al tragar, dolor retroesternal o pirosis) se debe suspender el tratamiento y consultar al médico. La hipocalcemia debe ser corregida antes de iniciar la terapia con el ácido alendrónico. Otras alteraciones que afectan al metabolismo mineral (tales como deficiencia de vitamina D) también deben ser eficazmente tratadas. En este tipo de pacientes, el calcio sérico y los síntomas de hipocalcemia deben ser monitoreados durante la terapia. Disfunción renal: El ácido alendrónico debe ser administrado con precaución en los pacientes con insuficiencia renal leve a moderada. Los pacientes con insuficiencia renal presentan una alteración del metabolismo de la vitamina D. Si son tratados con colecalciferol, deberá realizarse un estricto control del balance fosfocálcico. La vitamina D3 puede aumentar el grado de hipercalcemia y/o hiercalciuria cuando se administra a pacientes con enfermedades asociadas con sobreproducción no regulada de calcitriol (por ej.: leucemia, linfoma, sarcoidosis). En estos pacientes deben controlarse los niveles de calcio en el suero y en la orina. Se debe calcular la ingesta diaria total de vitamina D cuando se estén administrando tratamientos concomitantes que contengan esta vitamina,

deben evitarse dosis de vitamina D mayores a la ingesta diaria recomendada (400 a 800 UI), a menos que el médico lo prescriba.

La administración de dosis excesivas de vitamina D o la sensibilidad aumentada a las cantidades fisiológicas de colecalciferol pueden conducir a una hipervitaminosis D, manifestada por hipercalcemia. Deben evaluarse la relación riesgo-beneficio de la suplementación de vitamina D en las siguientes situaciones clínicas: arteriosclerosis, disfunción cardíaca, hiperfosfatemia, disfunción renal, leucemia, linfoma, sarcoidosis. Se ha reportado osteonecrosis de la mandíbula en pacientes que toman bifosfonatos intravenosos, pero también se han descrito en mujeres postmenopáusicas en tratamiento con bifosfonatos de administración oral. En aquellos pacientes con factores de riesgos concomitantes, tales como diagnóstico de cáncer, terapias concomitantes (por ej., quimioterapia, radioterapia, corticosteroides) y trastornos comórbidos (por ej., anemia, coagulopatía, infección, enfermedad dental preexistente), antes de iniciar el tratamiento con bifosfonatos deberá considerarse la realización de un examen dental con una odontología preventiva apropiada. En la medida de lo posible, los pacientes deben evitar procesos dentales invasivos durante el tratamiento. La cirugía dental puede agravar la situación de los pacientes que desarrollen osteonecrosis mandibular durante la terapia con bifosfonatos.

Interacciones medicamentosas:

Se han descrito interacciones con los siguientes medicamentos: Suplementos dietarios (vitaminas, minerales, incluyendo el calcio), alimentos, bebidas (incluida el agua mineral) o medicamentos orales (incluyendo antiácidos): El uso simultáneo puede interferir con la absorción del ácido alendrónico, por lo que los pacientes que están tomando este medicamento deben esperar al menos 30 minutos antes de tomar cualquier otro alimento, bebida, suplemento o medicamento.

Salicilatos o compuestos que contienen salicilato:

Se ha reportado un aumento de la incidencia de efectos adversos gastrointestinales superiores en individuos que toman más de 10 mg de ácido alendrónico al día concomitante, con salicilatos o compuestos que contienen salicilato. AINEs: Aunque el ácido alendrónico puede ser administrado a pacientes que toman AINEs, se debe tener precaución durante el uso concomitante, ya que el uso de estos últimos está asociado con irritación gastrointestinal.

Olestra, aceite mineral, orlistat y los secuestran

Estos medicamentos pueden alterar la absorción de la vitamina D.

Anticonvulsivantes, cimetidina y tiazidas:

Estos medicamentos pueden alterar el catabolismo de la vitamina D.

Ranitidina:

La ranitidina intravenosa puede duplicar la biodisponibilidad del ácido alendrónico, desconociéndose el significado clínico de este incremento de la biodisponibilidad.
Definiciones médicas / Glosario
  1. VITAMINA D, Se encuentra en la leche, la yema de los huevos y en diversos aceites de hígado, y se fabrica también en la piel expuesta a la luz solar.
  2. SALICILATOS, Es un grupo de fármacos capaces de aliviar el dolor y reducir la inflamación y la fiebre.
  3. SANGRE, El organismo contiene alrededor de 7 litros de sangre, compuesta en un 50% por plasma y en otro 50% por células.
  Medicamentos