Secretos para depilarse: parte II

Hemos señalado que debes estar bien informada para saber elegir la forma de depilarte. Por eso continuaremos dandote los mejores secretos. Puedes optar por alguna crema depilatoria de tu preferencia. Gracias a este proceso químico, el vello se disuelve de forma redondeada y al crecer se nota menos áspero que con las máquinas de afeitar, y su efecto dura más. Es un sistema indoloro y cómodo de usar que se presenta en diversas variedades adaptadas a cada tipo de piel, incluso a las más sensibles y con problemas de irritación.

Es muy recomendable por su rapidez, pero hay que tener cuidado con el tiempo de exposición, ya que pasarse del tiempo recomendado puede producir irritaciones. Se recomienda probar primero en zonas pequeñas. Si decides usarla en la cara, no tomes sol directamente, ya que puede producir manchas cutáneas.

Las maquinas eléctricas de arranque son una de las opciones más elegidas por las mujeres, ya que sirve para depilarse en poco tiempo. Los resultados se mantienen durante tres o cuatro semanas, ya que la máquina pinza el pelo y lo arranca desde la raíz. Las podés usar en todo el cuerpo, excluyendo la zona de la cara y si elegís un aparato con masajeador o aplicador de frío, el dolor es menor.

Y por último tenemos la opción de Láser. La depilación láser es el método de elección para combatir el exceso de pelo en zonas no deseadas.

Es necesario hacer una o dos sesiones de mantenimiento por año, esto sucede ya que hay algunos folículos que quedan en reposo durante 6 años. De todas formas gran porcentaje del pelo no crecerá más y el pelo que estuvo en reposo probablemente sea de tipo velloso o atrofiado, poco pigmentado, fino y de crecimiento más lento, debido al efecto térmico diseminado a partir de los folículos tratados.

  Consejos, Salud y belleza