Consejos prácticos para empezar a caminar

Caminar es una de las actividades más elegidas por aquellas personas sedentarias que quieren comenzar con la actividad física para bajar de peso. Si bien es un ejercicio sencillo, los siguientes consejos pueden ayudar a realizarlo en forma eficiente y segura:

–          Sigue tu propio ritmo: esto no significa que salir a caminar resulte un paseo, pero si que el paso al que se marcha es individual. Tomar la frecuencia cardíaca en forma manual o con un pulsómetro es una excelente manera de controlar los latidos. Nuestra frecuencia cardíaca debería estar aproximadamente entre el 65% y el 70% de nuestro máximo. Otra forma de determinar este ritmo es que deberíamos poder hablar, pero demostrando una mínima dificultad.

–          Asegúrate de usar un calzado adecuado: es importante usar zapatillas confortables y que amortigüen el impacto con el suelo para mantener la salud de nuestra columna vertebral.

–          Hidrátate constantemente: es recomendable beber agua antes, durante y después de todo ejercicio físico. Ayudará a mantener a mejorar la resistencia y mantener con menos dificultad la intensidad de la caminata.

–          Dedica un tiempo adecuado al ejercicio: si bien el tiempo de ejercicio depende de cada persona, no debería ser inferior a los 30 minutos para quienes recién comienzan, debido a que la intensidad es baja y a que se necesita acumular tiempo de ejercicio para poder quemar grasa.

–          Flexibiliza antes y después de caminar: se deben considerar tanto los miembros inferiores como los abdominales, espinales y flexores de cadera (estos últimos son fundamentales) a la hora de flexibilizar, con el fin de prevenir lesiones y molestias musculares.

–          Se constante: no será de gran utilidad caminar dos horas un día y dejarse estar el resto de la semana. El mínimo de días debería ser 3 para empezar, y luego se debería agregar uno más.

Imagen del artículo

Consejos prácticos para empezar a caminar
  Consejos, Ejercicio físico