Alimentos que no necesitas refrigerar durante el verano

hierbas aromáticasEn el verano la mayoría de las personas apuesta por guardar en la nevera todos los alimentos. Es una de las recomendaciones de los expertos quienes sugieren refrigerar los productos de la cocina para conservarlos en buen estado durante más tiempo. Sin embargo, debes saber que todos los alimentos no requieren las mismas condiciones de conservación e, incluso, algunos se suelen mantener mejor fuera de la nevera.

Cinco alimentos que es conveniente mantener fuera de la nevera

1. Frutas de hueso. Las frutas de hueso como el durazno, el albaricoque y el cerezo se deben conservar fuera de la nevera, al menos hasta que estén maduras, ya que las bajas temperaturas detienen el proceso de maduración. Además, una vez que han madurado, lo ideal es comerlas inmediatamente pues tienden a echarse a perder con facilidad.

2. Hierbas aromáticas. Las hierbas aromáticas que utilizamos en la cocina como el perejil, el apio, el cilantro, la albahaca o la menta es preferible mantenerlas fuera de la nevera. Las temperaturas frías tienden a acelerar su descomposición porque las hierbas aromáticas son de clima cálido. Por tanto, lo ideal es conservarlas en un frasco con agua para que se mantengan frescas mientras las consumimos.

3. Tomates. Cuando guardas los tomates en la nevera, ¿no has notado que estos suelen perder su textura, sabor y color natural? Además, si están verdes será difícil que se maduren porque las bajas temperaturas detienen el proceso. Por tanto, si pretendes conservar los tomates en buen estado durante el verano será mejor que los mantengas en una bolsa de papel a temperatura ambiente.

4. Huevos. La mejor manera de conservar los huevos en buen estado es dejarlos al aire libre a una temperatura fresca. De hecho, seguramente te habrás percatado que cuando los guardas en la nevera su textura y sabor varían. Por tanto, lo ideal es que los mantengas a temperatura ambiente, con excepción de los huevos agrietados que sí deberás guardarlos en la nevera para evitar que se contaminen. En uno u otro caso, deberás consumirlos antes de dos semanas.

5. Miel. La miel es un producto natural que debe mantenerse a temperatura ambiente incluso en verano. De hecho, si la guardas en la nevera es probable que se cristalice y que pierda alguna de sus propiedades. Lo ideal es conservarlas en un lugar fresco, aunque no será un problema si las temperaturas son elevadas ya que la miel no caduca.

Imagen del artículo

Alimentos que no necesitas refrigerar durante el verano
  Consejos