Genser Solucion Inyectable

Para qué sirve Genser Solucion Inyectable , efectos secundarios y cómo tomar el medicamento.

Advertencia! la información que ofrecemos es orientativa y no sustituye en ningún caso la de su médico u otro profesional de la salud..

GENSER

SOLUCION INYECTABLE
Antibiótico

SERRAL, S.A. de C.V.

Denominacion generica:

Gentamicina.

Forma farmaceutica y formulacion:

Cada ampolleta y/o jeringa contiene:

Sulfato de gentamicina
equivalente a ……….. 20, 80 y 160 mg
de gentamicina

Vehículo, cbp ………….. 2 ml

Indicaciones terapeuticas:

La gentamicina es un aminoglucósido complejo aislado a partir de Micromonospora purpurea. Es eficaz contra microorganismos tanto gramnegativos como grampositivos. La gentamicina es un antibiótico altamente eficaz contra casi todos los bacilos gramnegativos: Escherichia coli, especies de Enterobacter, Klebsiella pneumoniae, Proteus mirabilis y otras especies de proteus (indol-positivos). Pseudomonas aeruginosa, Citrobacter, Providencia y Serratia. También es activa contra diversas especies Acinetobacter y Pseudomonas.

GENSER es útil en el tratamiento de:

  • Infecciones del riñón y aparato genitourinario (incluyendo gonorrea).
  • En ésta, basta una sola dosis IM de 280 mg.
  • Infecciones respiratorias.
  • Septicemia.
  • Infecciones de la piel, huesos o tejidos blandos.
  • Peritonitis o infecciones pélvicas (incluyendo aborto séptico).
  • Infecciones graves del sistema nervioso central (meningitis).
  • Infecciones gastrointestinales.
  • Infecciones oculares.
  • Heridas infectadas.
  • Quemaduras infectadas.

En la sospecha de sepsis cuando se desconoce el organismo infectante, la gentamicina puede administrarse en asociación con un antibiótico tipo penicilina o cefalosporina. Después de la identificación del organismo y de su susceptibilidad debe continuarse la terapia antibiótica apropiada. La gentamicina se ha empleado eficazmente en asociación con la carbencilina en el tratamiento de infecciones muy graves causadas por Pseudomonas aeruginosas.

También ha sido eficaz cuando se ha usado en asociación con un antibiótico tipo penicilina en el tratamiento de la endocarditis causada por estreptococos de grupo D. En el recién nacido con sepsis presuntiva o con neumonía estafilocócica, también se indica el uso concomitante de la gentamicina con un antibiótico tipo penicilina.

Farmacocinetica y farmacodinamia en humanos:

La gentamicina atraviesa por transporte activo, la membrana celular de las bacterias susceptibles y se une irreversiblemente a las subunidades ribosómicas 30S; esta acción impide el inicio de la síntesis proteínica y al final provoca la muerte celular.

La gentamicina se absorbe rápida y completamente de los depósitos intramusculares.

Sus concentraciones plasmáticas son máximas (4 a 6 mcg/ml) en 60 a 90 minutos y son eficaces por un lapso de 4 horas. Las concentraciones plasmáticas son similares después de aplicar el medicamento intravenosamente. Se distribuye principalmente en el líquido extracelular y 30 minutos después de su aplicación se le encuentra en casi todos los tejidos, líquidos y cavidades orgánicas. Alcanza concentraciones elevadas en hígado, pulmones y riñones en cuya corteza se acumula, atraviesa la barrera placentaria y también se le encuentra en la leche materna. No se metaboliza, se elimina por filtración glomerular y alcanza altas concentraciones en la orina. La vida media de eliminación es de 2 a 4 horas.

Contraindicaciones:

Hipersensibilidad a los aminoglucósidos.

Precauciones generales:

Los enfermos tratados con aminoglucósidos deberán estar bajo observación clínica estrecha debido a la posible toxicidad asociada con su uso. Se recomienda la vigilancia de las funciones renal y del octavo nervio craneal durante el tratamiento, particularmente en enfermos con insuficiencia renal previa. La orina debe examinarse para determinar si hay variación de la densidad, aumento en la excreción de proteínas o presencia de células o cilindros.

Debe determinarse periódicamente también el nitrógeno ureico en la sangre, la creatinina sérica o la depuración de creatinina. Los signos de ototoxicidad (mareos, vértigo, tinnitus, zumbido de oídos y disminución de la audición) o de nefrotoxicidad requieren modificación de la dosis o suspensión del antibiótico. Las concentraciones séricas de los aminoglucósidos deben determinarse siempre que sea posible para asegurar niveles adecuados y al mismo tiempo evitar concentraciones potencialmente tóxicas.

Durante la observación de las concentraciones máximas de gentamicina deben evitarse los niveles prolongados por encima de los 12 mcg/ml. Debe evitarse el uso sistémico concomitante y/o secuencial de otros antibióticos potencialmente neurotóxicos y/o nefrotóxicos, como: cefaloridina, kanamicina, amikacina, neomicina, polimixina B, colistina, paromomicina, estreptomicina, tobramicina, vancomicina y viomicina. Otros factores que pueden aumentar el riesgo de toxicidad para el enfermo son la edad avanzada y la deshidratación.

El uso concomitante de la gentamicina con diuréticos potentes como el ácido etracrínico o la furosemida debe evitarse, ya que ciertos diuréticos son de por sí ototóxicos. Además cuando se administran por vía intravenosa, los diuréticos pueden potenciar la toxicidad del aminoglucósido al alterar la concentración del antibiótico en el plasma y en los tejidos. Los antibióticos neuro y nefrotóxicos pueden absorberse de las superficies corporales después de aplicaciones o irrigaciones locales.

El efecto tóxico potencial de estos antibióticos administrados en esta forma debe tomarse en consideración. Se ha reportado un aumento de la nefrotoxicidad después del uso concomitante de los aminoglucósidos y de la cefalotina. Se ha observado bloqueo neuromuscular y parálisis respiratoria en el gato con dosis altas (40 mg/kg) de gentamicina. La posibilidad de estas complicaciones debe considerarse en el hombre si la gentamicina se administra a enfermos que reciben bloqueadores neuromusculares como la succinilcolina o la tubocurarina.

Si ocurre bloqueo, las sales de calcio pueden contrarrestar estas complicaciones. Los enfermos ancianos pueden tener un cierto grado de insuficiencia renal que puede no manifestarse en los exámenes de laboratorio de rutina como el BUM o la creatinina sérica; la depuración de creatinina es un examen más específico. La observación de la función renal durante el tratamiento con gentamicina, como con otros aminoglucósidos, es particularmente importante en dichos enfermos. Se ha demostrado la alergenicidad cruzada entre los aminoglucósidos.

Los pacientes deben estar bien hidratados durante el tratamiento. Aun cuando la mezcla in vitro de la gentamicina y la carbencilina resulta en una inactivación rápida y significativa de la gentamicina, esta interacción no se ha demostrado en enfermos con función renal normal que han recibido ambos antibióticos por vías diferentes de administración. Se ha reportado una reducción de la vida media sérica de la gentamicina en enfermos con insuficiencia renal grave que han recibido carbenicilina concomitantemente. El tratamiento con gentamicina puede originar una proliferación de gérmenes no susceptibles.

Si esto ocurre, está indicado el cambio a la terapéutica adecuada. La cantidad de gentamicina liberada en las inhalaciones puede variar de acuerdo al tipo de equipo empleado y a las condiciones bajo las cuales se opera. El empleo de la vía inhalatoria en forma concomitante con la administración sistémica de un aminoglucósido puede tener como resultado concentraciones plasmáticas más altas, especialmente cuando se emplea la vía endotraqueal directa.

Restricciones de uso durante el embarazo y la lact

No se ha establecido la seguridad de su uso en el embarazo. Sin embargo, otros aminoglucósidos han demostrado ototoxicidad fetal. La gentamicina se excreta en mínimo grado a través de la leche materna, además, se absorbe poco en el tracto gastrointestinal, por lo que es poco probable que el lactante absorba cantidades significativas de fármaco.

Reacciones secundarias y adversas:

Nefrotoxicidad: Los efectos nefrotóxicos ocurren con más frecuencia en enfermos con antecedentes de insuficiencia renal y en sujetos tratados con dosis más altas que las recomendadas.

Neurotoxicidad: Se han reportado efectos adversos sobre las ramas auditiva y vestibular del octavo nervio craneal, principalmente en enfermos con insuficiencia renal y en sujetos tratados con dosis elevadas y/o por tiempo prolongado. También se han reportado casos de hormigueo de la piel, espasmos musculares y convulsiones.

Otros efectos secundarios posiblemente relacionados con la gentamicina incluyen: Depresión respiratoria, letargo, confusión, depresión, trastornos visuales, disminución del apetito, pérdida de peso, hipotensión e hipertensión, erupciones cutáneas, prurito, urticaria, ardor generalizado, edema laríngeo, reacciones anafilactoides, fiebre y cefalea: náuseas, vómito, aumento de la salivación y estomatitis; púrpura, pseudotumor cerebral, fibrosis pulmonar, alopecia, dolores articulares, hepatomegalia transitoria y esplenomegalia.


Interacciones medicamentosas y de otro genero:

Se ha reportado aumento de la vida media plasmática de la gentamicina en enfermos con insuficiencia renal severa, al administrarles conjuntamente carbenicilina. La administración concomitante de aminoglucósidos con relajantes musculares puede llevar a la parálisis respiratoria, por lo que hay que tener precaución en el posoperatorio de los pacientes infectados.

Se ha mencionado que algunos antihistamínicos sobre todo el dimenhidrinato, pueden enmascarar el daño al nervio auditivo. La anfotericina B puede potenciar el efecto tóxico renal que posee la gentamicina.

Alteraciones en los resultados de pruebas de labor

No se han reportado a la fecha.

Precauciones en relacion con efectos de carcinogen

No se han reportado a la fecha.

Dosis y via de administracion:

Intramuscular o intravenosa.

Adultos: 1 a 1.7 mg/kg de peso corporal cada 8 horas durante 7 a 10 días.

En infecciones muy graves, se administran hasta 5 mg/kg de peso corporal por día, repartidos en tres o cuatro dosis iguales.

En la inyección endovenosa, añádase cada dosis a 50 ó 200 ml de solución de cloruro de sodio al 0.09% o de glucosa al 5% y adminístrese lentamente durante 30 a 120 minutos. No exceder la concentración de 1 mg/ml de solución.

Niños:

  • Hasta 1 semana de edad: 2.5 mg/kg de peso corporal, cada 12 a 24 horas, 7 a 10 días.
  • Mayores de 1 mes: 2.5 mg/kg de peso cada 8 a 16 horas durante 7 a 10 días.

En casos de infusión intravenosa, ver lo indicado para adultos.

Enfermos con insuficicencia renal: La posología debe modificarse en enfermos con insuficiencia renal. Las concentraciones plasmáticas de gentamicina deben determinarse siempre que sea posible. Un método para ajustar la dosificación consiste en aumentar el intervalo entre las dosis usuales adminstradas. Como la creatinina sérica tiene una alta correlación con la vida media plasmática de la gentamicina, esta prueba de laboratorio puede proporcionar una guía para ajustar el intervalo entre la dosis.

La vida media en plasma (en horas) de la gentamicina puede calcularse multiplicando la creatinina sérica (expresada en mg%) por 4. El intervalo entre dosis (en horas) puede estimarse aproximadamente multiplicando la creatinina sérica (mg/100 ml) por 8 (tabla I). Por ejemplo, un enfermo que pese 60 kg con una creatinina sérica de 2.0 mg% puede recibir 60 mg (1 mg/kg) cada 16 horas (2.0 mg% x 8).

Tabla 1. Guía para la modificación de la posología en enfermos con insuficiencia renal
Se prolonga el intervalo de administración entre dosis usuales

Peso corporal de
enfermos adultos

Dosis

Indice de
depuración de
creatinina (ml/min)

Creatinina
(mg%)

Nitrógeno
ureico (mg%)

Frecuencia de
administración

Más de 60 kg

80 mg (2 ml)

Más 70

Menos de 1.4

Menos de 18

c/8 horas

35 a 70

1.4 a 1.9

18 a 29

c/12 horas

24 a 34

2.0 a 2.8

30 a 39

c/18 horas

16 a 23

2.9 a 3.7

40 a 49

c/24 horas

10 a 15

3.8 a 5.3

50 a 74

c/36 horas

5 a 9

5.4 a 7.2

75 a 100

c/48 horas

60 kg
60 mg

Menos 1.5 ml

(Igual a la anterior)

En enfermos con infecciones sistémicas graves e insuficiencia renal, puede ser aconsejable administrar el antibiótico más frecuentemente en dosis reducidas. En dichos sujetos deben determinarse las concentraciones plasmáticas de gentamicina, para lograr concentraciones adecuadas pero no excesivas. La determinación de las concentraciones máximas en forma intermitente durante el tratamiento proporciona la mejor guía para ajustar la posología. Después de la dosis inicial usual puede hacerse un cálculo aproximado para determinar la dosis reducida que debe administrarse a intervalos de ocho horas, dividiendo la dosis normalmente recomendada por el nivel de creatinina en suero (tabla II).

Por ejemplo, después de una dosis inicial de 60 mg (1 mg/kg), un enfermo que pese 60 kg con una creatinina sérica de 2.0 mg% puede recibir 30 mg cada 8 horas (60 a 2). Debe notarse que el estado de la función renal puede cambiar durante el curso del proceso infeccioso.

Tabla II. Guía para la modificación de la posología en enfermos con insuficiencia renal
(dosis reducida a intervalos de ocho horas después de la dosis inicial usual)

Creatinina sérica
(mg%)

Indice aproximado de
depuración de creatinina
(ml/min/1.73 m2)

Porcentaje de la dosis usual

1.0

100

100

1.1 a 1.3

70 a 100

80

1.4 a 1.6

55 a 70

65

1.7 a 1.9

45 a 55

55

2.0 a 2.2

40 a 45

50

2.6 a 3.0

30 a 35

35

3.1 a 3.5

25 a 30

30

3.6 a 4.0

20 a 25

25

4.1 a 5.1

15 a 20

20

5.2 a 6.6

10 a 15

15

6.7 a 8.0

10

10

2.3 a 2.5

35 a 40

40

En adultos con insuficiencia renal sometidos a hemodiálisis, la cantidad de gentamicina depurada de la sangre puede variar dependiendo de varios factores, inclusive el método de diálisis empleado.

Una hemodiálisis de ocho horas puede reducir las concentraciones plasmáticas de gentamicina aproximadamente en 50%.

La dosificación recomendada al final de cada periodo de diálisis es de 1 a 1.7 mg/kg dependiendo de la gravedad de la infección.

En niños, puede administrarse una dosis de 2 a 2.5 mg/kg.

Los esquemas posológicos descritos no deben considerarse como recomendaciones rígidas, sino solamente como guías para la dosificación cuando no es posible determinar las concentraciones plasmáticas de gentamicina.

Estas guías deberían usarse juntamente con la observación clínica y de laboratorio del paciente y modificarse de acuerdo con el criterio del médico.

MANIFESTACIONES Y MANEJO DE LA SOBREDOSIFICACION O INGESTA ACCIDENTAL:

En caso de sobredosificación severa, la diálisis peritoneal o la hemodiálisis ayudarán a remover la gentamicina de la sangre.

En el lactante o recién nacido puede considerarse la exanguinotransfusión.

Presentaciones:

Caja con 1 ampolleta de 2 ml con 20, 80 y 160 mg.

Caja con 5 ampolletas de 2 ml con 20, 80 y 160 mg.

Caja con 1 ampolleta de 2 ml con 20, 80 y 160 mg y jeringa con aguja.

Caja con 5 ampolletas de 2 ml con 20, 80 y 160 mg y 5 jeringas con aguja.

Caja con 1 ampolleta de 2 ml con 20, 80 y 160 mg GI.

Caja con 5 ampolletas de 2 ml con 20, 80 y 160 mg GI.

Caja con 1 ampolleta de 2 ml con 20, 80 y 160 mg y jeringa con aguja GI.

Caja con 5 ampolletas de 2 ml con 20, 80 y 160 mg y 5 jeringas con aguja GI.

Caja con 1 jeringa prellenada de 2 ml con 20, 80 y 160 mg con aguja.

Caja con 5 jeringas prellenadas de 2 ml con 20, 80 y 160 mg con aguja.

Caja con 1 jeringa prellenada de 2 ml con 20, 80 y 160 mg con aguja GI.

Caja con 5 jeringas prellenadas de 2 ml con 20, 80 y 160 mg con aguja GI.

Recomendaciones sobre almacenamiento:

Consérvese a temperatura ambiente a no más de 30°C.

Leyendas de proteccion:

Literatura exclusiva para médicos. Su venta requiere receta médica. No se deje al alcance de los niños.

Laboratorio y direccion:

Hecho en México por: SERRAL, S.A. de C.V.
Adolfo Prieto Núm. 1009
Colonia Del Valle
03100 México, D.F.

:

Reg. Núm. 293M98, SSA IV
HEAR-03390102796/RM2003/IPPA
Definiciones médicas / Glosario
  1. EDEMA, Es la tumefacción de los tejidos debido a un aumento del líquido existente en ellos y suele aparecer tras una lesión.
  2. SANGRE, El organismo contiene alrededor de 7 litros de sangre, compuesta en un 50% por plasma y en otro 50% por células.
  Medicamentos