Arzomicin Mac

Para qué sirve Arzomicin Mac , efectos secundarios y cómo tomar el medicamento.

Advertencia! la información que ofrecemos es orientativa y no sustituye en ningún caso la de su médico u otro profesional de la salud..

Laboratorio

Searle

Composición

Cada comprimido recubierto contiene: azitromicina (como clorhidrato) 600mg.

Para qué sirve

Antibiótico bactericida de amplio espectro.

Indicaciones

Prevención de la enfermedad diseminada por complejo Mycobacterium avium (MAC) en pacientes con infección por HIV avanzada.

Contraindicaciones

El uso de este producto está contraindicado en pacientes con antecedentes de alergia a la azitromicina o a los otros macrólidos, y en la insuficiencia hepática grave.

Efectos colaterales

La azitromicina es bien tolerada, con una baja incidencia de efectos colaterales, en general de grado leve o moderado. La incidencia de efectos adversos observados con el régimen terapéutico semanal de 1.200mg, para la prevención de infección por complejo Mycobacterium avium (MAC) en pacientes con infección por HIV severamente inmunocomprometidos, fue similar a la observada en tratamientos de corto plazo. La mayor parte de los efectos colaterales fueron de tipo gastrointestinal. En ocasiones se ha presentado diarrea y heces blandas, trastornos abdominales (dolores cólicos), náuseas, vómitos y flatulencia, así como elevaciones reversibles de las transaminasas. En el transcurso de estudios clínicos se han observado episodios transitorios de reducción leve de los neutrófilos, si bien no pudo asegurarse una relación causal con la azitromicina. Muy raramente, con una frecuencia de 1%, se han reportado angioedema e ictericia colestática.

Precauciones

No hay datos con respecto al uso de la azitromicina en pacientes con insuficiencia renal más grave y en esos casos el fármaco deberá ser utilizado con precaución. En pacientes con insuficiencia hepática de grado leve a moderado no se ha demostrado evidencia alguna de modificaciones significativas de la farmacocinética sérica de la azitromicina con respecto a las personas con función hepática normal. En estos pacientes la eliminación de la azitromicina por la orina parece aumentar, probablemente como compensación por la reducción del clearance hepático. Por lo tanto, para los pacientes con insuficiencia hepática de grado leve a moderado no es necesario modificar la dosis. Sin embargo, dado que el hígado es la principal vía de eliminación, deberá ponerse atención al utilizar azitromicina en pacientes con insuficiencia hepática. En pacientes en tratamiento con derivados de la ergotamina, la administración simultánea de antibióticos macrólidos ha precipitado crisis de ergotismo. En la actualidad no se dispone de datos sobre la posibilidad de interacción entre la ergotamina y la azitromicina. De todos modos, a causa de la posibilidad teórica de que surjan crisis de ergotismo, no deberán administrarse en forma simultánea azitromicina y ergotamina. Como ocurre con cualquier otro antibiótico, se recomienda una atenta vigilancia en cuanto al eventual surgimiento de superinfecciones por microorganismos no sensibles, incluidos hongos. En caso de infecciones de transmisión sexual, es necesario excluir una infección simultánea por T. pallidum. Serias reacciones alérgicas, incluso angioedema y anafilaxia, se han informado rara vez en pacientes en tratamiento con azitromicina. Por lo tanto, si tiene lugar una reacción alérgica, la azitromicina debe suspenderse y se instituirá un tratamiento apropiado. Los médicos deben estar alertas respecto a que la reaparición de síntomas alérgicos puede tener lugar cuando se suspenda la terapia sintomática. Al igual que con otros agentes antibacterianos el tratamiento con azitromicina puede alterar la flora normal del colon y permitir la proliferación excesiva de Clostridium. Los estudios indican que una toxina producida por Clostridium difficile es la causa principal de colitis asociada con antibióticos. Luego de establecido el diagnóstico de colitis seudomembranosa, deben iniciarse medidas terapéuticas. Los casos leves responden a la suspensión de la droga. En casos moderados a severos, instituir tratamiento con líquidos y electrólitos, suplemento proteico y un antibacteriano clínicamente efectivo contra la infección por Clostridium difficile. Uso pediátrico: si bien la eficacia y la seguridad de la azitromicina se ha demostrado en patologías comunes en niños. Embarazo: la azitromicina debiera usarse durante el embarazo sólo si es claramente necesaria. No hay estudios adecuados y bien controlados en mujeres embarazadas. Lactancia: no se sabe si la azitromicina es excretada por la leche materna. Debido que muchas drogas lo son, hay que tener cuidado cuando se administra azitromicina a una mujer que amamanta. En las mujeres embarazadas y durante la lactancia sólo se administrará el producto en caso de estricta necesidad y bajo control médico.

Interacciones medicamentosas

ARZOMICIN MAC no debe administrarse en forma simultánea con antiácidos que contienen aluminio o magnesio. La administración de cimetidina (800mg) dos horas antes de ARZOMICIN MAC no tiene efecto alguno sobre su absorción. ARZOMICIN MAC no afecta los niveles plasmáticos ni la farmacocinética de la teofilina administrada por vía intravenosa como dosis única. No se conoce su efecto sobre los niveles plasmáticos y la farmacocinética de la teofilina cuando se administra en dosis múltiples. Sin embargo, y dado que el uso simultáneo de macrólidos y teofilina se ha asociado con el aumento de concentraciones séricas de teofilina, se recomienda controlar los niveles plasmáticos de ésta cuando se la administra con azitromicina. ARZOMICIN MAC no afecta el tiempo de protrombina junto a una dosis simple de warfarina. A pesar de ello, y debido a que el uso simultáneo de macrólidos y warfarina ha sido asociado con un aumento del efecto anticoagulante de esta última, se recomienda controlar el tiempo de protrombina a lo largo del tratamiento conjunto. No son necesarios ajustes de dosis cuando se administra azitromicina con zidovudina o didanosina. Datos preliminares sugieren que la coadministración de azitromicina y rifabutina no altera las concentraciones plasmáticas de ambas. Las interacciones que a continuación se mencionan no han sido detectadas con ARZOMICIN MAC, aunque sí se han observado con otros macrólidos. Digoxina: elevación de los niveles de digoxina. Ergotamina-dihidroergotamina: síntomas agudos de toxicidad con alcaloides del cornezuelo del centeno, caracterizado por vasospasmo periférico. Triazolam: disminución del clearance de este último. Fármacos metabolizados por el sistema citocromo P450: elevación de las concentraciones séricas de carbamazepina, ciclosporina, hexobarbital y fenitoína.

Sobredosificación

Dado el caso, de acuerdo con la dosis ingerida, el tiempo trascurrido, la edad y el nivel de conciencia del paciente, así como las medicaciones asociadas, se realizará lavado gástrico y posterior tratamiento sintomático.

Presentación

Envase con 8 comprimidos recubiertos.

Cómo tomar

Dado que la indicación de ARZOMICIN MAC es la prevención de la enfermedad diseminada por complejo Mycobacterium avium, debe administrarse de la siguiente forma: 1.200mg (2 comprimidos ingeridos juntos) por semana. Esta dosis de ARZOMICIN MAC puede combinarse con la dosis aprobada de rifabutina (2 cápsulas por día de 150mg). La administración después de una comida sustanciosa reduce la biodisponibilidad en un 50%. Por ese motivo, cada dosis deberá ser administrada al menos una hora antes o una después de las comidas.
Más información :
SearleAZITROMICINAANTIINFECCIOSOS GENERALES PARA EMPLEO SISTEMICOANTIBACTERIANOS PARA EMPLEO SISTEMICOMACROLIDOS Y LINCOSAMIDASMacr¢lidos

Definiciones médicas / Glosario
  1. ICTERICIA, Es la pigmentación amarilla del blanco de los ojos o de la piel, provocada por un exceso de bilirrubina en la sangre que acaba depositándose en los tejidos.
  Medicamentos