Bufexamac

  Principio Activo

Para qué sirve Bufexamac

Advertencia! la información que ofrecemos es orientativa y no sustituye en ningún caso la de su médico u otro profesional de la salud..

Contraindicaciones

Hipersensibilidad al bufexamac.

Precauciones

Aplicación en el área ocular. Infantes.

Interacciones


-Abciximab: Aumenta el riesgo de sangrado por sumarse sus efectos sobre la agregación plaquetaria. Su aparición es tardía y de severidad moderada. La administración de ambos debe hacerse solo si la relación riesgo/beneficio lo justifica. Debe controlarse al paciente en busca de perdidas sanguíneas externas o internas.
-Alendronato: La administración de ambos debe ser hecha con precaución. A pesar de ser ambos irritantes a nivel gastroesofagico, no hay reportes de un incremento en el sangrado gastrointestinal alto.
-Anticoagulantes orales: Aumenta el riesgo de sangrado (particularmente gastrointestinal), por inhibir el bufexamac la agregación plaquetaria y desplazar al anticoagulante de su unión proteica. La severidad es moderada y de aparición tardía. Debe controlarse el tiempo de protrombina y el RIN (razón internacional normalizada), con el fin de ajustar la adecuadamente la dosis de acenocumarol.
-Bloqueantes beta adrenérgicos: Disminuye el efecto antihipertensivo, por inhibir el bufexamac la producción renal de prostaglandinas vasodilatadoras. Su efecto es retardado y de severidad leve. Controlar estrictamente la presión arterial en el paciente que recibe ambas medicaciones, debiendo ajustarse la dosis del betabloqueante.
-Bloqueantes cálcicos: Incrementa el riesgo de sangrado digestivo (en especial con verapamilo y diltiazem) y/o disminuye el efecto antihipertensivo, por aditividad de sus efectos. Su aparición es tardía y de gravedad leve. Controlar al paciente que recibe ambas medicaciones en búsqueda de náuseas, debilidad, o pérdidas de sangre a nivel gastrointestinal, así como controlar la presión arterial.
-Clopidogrel: Incrementa el riesgo de sangrado digestivo, por alterar la coagulación y la función plaquetaria. Su aparición es tardia y de severidad moderada. Debe controlarse estrictamente al paciente que reciba ambas medicaciones (o cualquier otro antiinflamatorio no esteroideo), en busca de sangrado gastrointestinal. La coadministración de ambos debe hacerse con extrema precaución.
-Ciclosporina: Aumenta el riesgo de toxicidad por ciclosporina (renal, colestasis, parestesias), por aumentar sus niveles plasmáticos, se desconoce el mecanismo por el cual se incrementa la ciclosporina. La aparición es tardía y de severidad moderada. Debe monitorear se los niveles plasmáticos de ciclosporina y ajustar su dosis si es necesario. El paciente debe controlarse estrictamente, monitorear su función renal, y buscar síntomas y signos de toxicicidad. Ante la sospecha de nefrotoxicidad debe discontinuarse el antiinflamatorio no esteroideo (AINE).
-Diuréticos del asa: Disminuye el efecto diurético y antihipertensivo, por disminuir las prostaglandinas (E2 y F2 alfa) a nivel renal. Su aparición es tardía y de severidad moderada. Debe controlarse la presión arterial y el peso del paciente. Algunos pacientes pueden disminuir la diuresis y aumentar edema.
-Diuréticos tiazídicos: Disminuye el efecto diurético y antihipertensivo, por disminuir las prostaglandinas a nivel renal y la natriuresis. Su aparición es tardía y de severidad leve. Debe controlarse la presión arterial y el peso del paciente. Algunos pacientes pueden disminuir la diuresis y aumentar edema, por retención de sodio y aumento del volúmen extracelular.
-Eptifibate: Aumenta el riesgo de sangrado por sumarse sus efectos sobre la hemostasia. Su aparición es tardía y de severidad moderada. La administración de ambos debe hacerse solo si la relación riesgo/beneficio lo justifica. Debe controlarse al paciente en busca de perdidas sanguíneas externas o internas.
-Heparinas de bajo peso molecular: Aumenta el riesgo de sangrado, por disminuir la función plaquetaria y de la coagulación. La aparición es rápida y severa. Se debe controlar al paciente que recibe ambas medicaciones en busca de signos y síntomas de sangrado. El AINE debe ser suspendido siete días antes si el paciente es sometido a una intervención y/o procedimiento quirúrgico. El tiempo de protrombina no es un buen marcador para controlar al paciente. Si el paciente requiere analgesia debe considerarse el uso de paracetamol u opiáceos.
-Ibandronato: Aumenta el riesgo de sufrir malestar y disconfor gastroesofagico, adición de sus efectos irritantes gastrointestinales. Su momento de aparición no esta descripto claramente, pero su severidad es menor. Debe controlarse al paciente en búsqueda de náuseas, dolor abdominal, dispepsia, constipación, diarrea, reflujo gastrico, debe discontinuarse o reducir la dosis de AINE.
-Inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina (IECA): Disminuye el efecto antihipertensivo y natriuretico, de los IECA por inhibir el bufexamac la producción renal de prostaglandinas. También puede producir bradicardia debido a hipercalemia, sincope con aumento de la onda T en el electrocardiograma. Su efecto es retardado y de severidad leve. Controlar la presión arterial, la función cardíaca y renal, así como la aparición de hipercalemia, en el paciente que recibe ambas medicaciones, especialmente si el paciente tiene antecedentes, o riesgo de nefropatía.
-Inhibidores selectivos de la captación de serotonina: Aumenta el riesgo de sangrado gastrointestinal alto. No se conoce le mecanismo. Su severidad es moderada, el tiempo de aparición no se puede determinar. Debe controlarse al paciente en busca de síntomas y signos de sangrado.
-Ketorolac: Aumenta el riesgo de sangrado gastrointestinal, por aditición de los efectos. Su aparición es rápida y severa. Se contraindica el uso conjunto de ketorolac y otro AINE.
-Levofloxacina: Aumenta el riesgo de sufrir convulsiones, por inhibición a nivel de sistema nervioso central del control gabaérgico. Su aparición es tardía y de moderada severidad. El uso concomitante debe hacerse con precaución. En el caso de antecedentes convulsivos se debe buscar una terapéutica alternativa.
-Ofloxacina:. Aumenta el riesgo de sufrir convulsiones, por inhibición a nivel de sistema nervioso central del control gabaérgico. Su aparición es tardía y de moderada severidad. El uso concomitante debe hacerse con precaución. En el caso de antecedentes convulsivos se debe buscar una terapéutica alternativa.
-Sulfonilureas: Aumenta el riesgo de hipoglucemia, por inhibirse el metabolismo de las sulfonilureas, y al desplazar a las mismas de su unión proteica. La aparición es tardía y de severidad moderada. Debe controlarse la glucemia del paciente y ajustar la dosis de la sulfonilurea.
-Tacrolimus: Puede producir insuficiencia renal aguda. Se desconoce su mecanismo. La aparición es tardía pero severa. Debe evitarse el uso de AINE en pacientes que reciben tacrolimus, caso contrario, se debe monitorear el nivel sérico de creatinina y la diuresis del paciente.

Deja un comentario