Digespar

Para qué sirve Digespar , efectos secundarios y cómo tomar el medicamento.

Advertencia! la información que ofrecemos es orientativa y no sustituye en ningún caso la de su médico u otro profesional de la salud..

Composición:

Cada cápsula blanda contiene: Metoclopramida Clorhidrato 10 mg, Simeticona 200 mg. Excipientes: Aceite de Soya, Lecitina, Cera de Abejas, Gelatina, Glicerina, Sorbitol, Dióxido de Titanio, Colorante FD&C Amarillo N°5 y N°6.

Contraindicaciones:

Hipersensibilidad a metoclopramida, simeticona o a cualquiera de los componentes. Hemorragia gastrointestinal, obstrucción mecánica o perforación gastrointestinal en los que la estimulación de la motilidad constituya un riesgo. Antecedentes de diskinesia tardía inducida por neurolépticos o metoclopramida. Feocromocitoma confirmado o sospecha, debido al riesgo de episodios de hipertensión grave. Combinación con levodopa debido al antagonismo mutuo.

Acción Terapéutica:

Terapia de doble acción para enfrentar las afecciones digestivas de origen funcional.

Simeticona:

Rápida dispersión del gas atrapado en el tracto gastro-intestinal, por ruptura de las burbujas de aire y mucus. Consecuentemente alivio del dolor que puede generar ansiedad adicional, hiperventilación y aerofagia.

Metoclopramida:

Rápida evacuación gástrica, aumento del tránsito en el intestino delgado sin alteración de la secreción gástrica.

Presentaciones:

Envase conteniendo 20 cápsulas blandas.

Posología:

Vía oral.

Dosis usual adultos:

1 cápsula 3 veces al día, administrada preferentemente con las comidas.

Efectos colaterales:

Desórdenes del sistema nervioso y psiquiátrico:

Las siguientes reacciones, a veces asociadas, ocurren más frecuentemente cuando se usan dosis elevadas: síntomas extrapiramidales: distonía aguda y diskinesia, síndrome parkinsoniano, acatisia, aun después de la administración de una dosis única de la droga, particularmente en niños y adultos jóvenes (ver Advertencias). Somnolencia, disminución del nivel de conciencia, confusión, alucinación.

Pueden ocurrir otras reacciones:

Diskinesia tardía, durante o luego del tratamiento prolongado, en especial en pacientes ancianos. Convulsiones. Síndrome neuroléptico maligno. Depresión.

Gastrointestinal:

Diarrea.

Trastornos sanguíneos y del sistema linfático:

Metahemoglobinemia que podría estar relacionada a deficiencia en citocromo b5 reductasa, particularmente en neonatos (ver Advertencias). Sulfameglobinemia, principalmente con la administración concomitante de dosis elevadas de drogas liberadoras de sulfuro.

Trastornos endocrinos:

Durante el tratamiento prolongado puede haber trastornos endocrinos en relación con galactorrea (amenorrea, galactorrea, ginecomastia).

Contraindicaciones:

Hipersensibilidad a metoclopramida, simeticona o a cualquiera de los componentes. Hemorragia gastrointestinal, obstrucción mecánica o perforación gastrointestinal en los que la estimulación de la motilidad constituya un riesgo. Antecedentes de diskinesia tardía inducida por neurolépticos o metoclopramida. Feocromocitoma confirmado o sospecha, debido al riesgo de episodios de hipertensión grave. Combinación con levodopa debido al antagonismo mutuo.

Precauciones:

Embarazo:

El uso de Digespar durante el embarazo de ser necesario, puede ser considerado.

Lactancia:

Metoclopramida es excretada a la leche materna por lo que reacciones adversas en el lactante no pueden ser excluidas Se debe decidir si continuar la lactancia o suspender el tratamiento.

Efectos sobre la conducción de vehículos y realización de otras tareas peligrosas:

Después de la administración de metoclopramida puede haber somnolencia, potenciada por los depresores del SNC, alcohol; la habilidad para conducir u operar maquinarias puede estar deteriorada.

Interacciones medicamentosas:

Combinación contraindicada:

Levodopa: Levodopa y metoclopramida tienen antagonismo mutuo.

Combinación a evitar:

Alcohol: El alcohol potencia los efectos sedantes de metoclopramida.

Combinación a tener en cuenta:

Anticolinérgicos y derivados de la morfina: Por antagonismo mutuo con metoclopramida sobre la motilidad del tracto digestivo. Depresores del SNC (derivados morfínicos, hipnóticos, ansiolíticos, antihistamínicos H1, antidepresivos sedantes, barbituratos, clonidina y relacionados): Los efectos sedantes de los depresores del SNC y metoclopramida se potencian. Neurolépticos: Metoclopramida puede tener un efecto aditivo con los neurolépticos sobre la ocurrencia de trastornos extrapiramidales. Debido al efecto procinético de metoclopramida, la absorción de ciertas drogas puede ser modificada. Digoxina: Metoclopramida disminuye la biodisponibilidad de digoxina. Se requiere monitoreo cuidadoso de la concentración plasmática de digoxina. Ciclosporina: Metoclopramida aumenta la biodisponibilidad de ciclosporina Se requiere monitoreo cuidadoso de la concentración plasmática de ciclosporina. Paracetamol y tetraciclina: La administración conjunta de metoclopramida-simeticona puede aumentar la velocidad de absorción de paracetamol y tetraciclina.
  Medicamentos