Apiñamiento dental: ¿qué es y cómo solucionarlo?

Apiñamiento dental: ¿qué es y cómo solucionarlo?El término apiñamiento dental hace referencia a los dientes dispuestos de forma tal que uno queda encima del otro. En la actualidad esta problemática ha ido en aumento, sobre todo en países como España. Pero… ¿cuáles son las causas del apiñamiento dental?

Esta problemática puede estar causada por una alimentación incorrecta, fundamentalmente cuando los padres priorizan las comidas blandas para los niños y esto hace que los músculos y los huesos no se desarrollen correctamente. Otro de los factores que incide en el apiñamiento dental es la succión digital ya que generalmente estos pequeños tienden a mantener el hábito durante más tiempo que los niños que usaban el biberón. En este caso debe puntualizarse que, tanto el hábito de usar el biberón como de succionar el dedo, si se prolonga más allá de los tres años de edad puede descolocar los dientes y afectar de manera irremediable el paladar.

No obstante, además de estos factores y otros malos hábitos que pueden adquirirse en la infancia como respirar por la boca, lo cierto es que generalmente el apiñamiento dental se desarrolla debido a que no existe un espacio interdental necesario como para que los dientes puedan crecer alineados.

En ocasiones esta problemática adquiere grandes proporciones provocando problemas para hablar, sobre todo para lograr una correcta pronunciación de las palabras. El apiñamiento también puede conducir a problemas en la masticación y a otras dificultades bucodentales como las caries, causadas casi siempre por la acumulación de la placa.

Por último pero no menos importante, muchas de las personas que presentan estos problemas también desarrollan una baja autoestima pues no se sienten satisfechas con su estética facial.

Afortunadamente el apiñamiento dental se puede corregir. Las técnicas para lograrlo son muy variadas, comenzando por la expansión maxilar, donde de manera quirúrgica se expande el maxilar superior o empleando la inclinación vestibular de las piezas, es decir, inclinando ligeramente las mismas hacia la zona de los labios.

Otros tratamientos para el apiñamiento dental recurren al tallado interproximal, una técnica en la cual se eliminan pequeñas cantidades de esmalte de cada pieza o a la extracción dental cuando la falta de espacio es muy grande.

  Consejos, Medicina