Prospecto e indicaciones



Contraindicaciones

Hipersensibilidad a la imipramina o a los antidepresivos tricíclicos. Convalecencia del infarto de miocardio. Uso concomitante de inhibidores de la monoaminooxidasa (IMAO). Uso concomitante con cisapride. Embarazo.

Precauciones

Antecedentes de retención urinaria. Antecedentes de convulsiones. Antecedentes de glaucoma de ángulo estrecho o de hipertensión ocular. Enfermedad cardiovascular. Pacientes esquizofrénicos. Hipertiroidismo. Pacientes con ideas suicidas no deben tener acceso a grandes cantidades de imipramina. Pacientes maníaco-depresivos. En pacientes ancianos iniciar a dosis bajas y monitorearlos. Uso concomitante con electroshock. Insuficiencia hepática.

Interacciones

Acenocumarol: puede producir aumento del efecto del acenocumarol por disminución de su metabolismo. Monitorear el RIN al iniciar o discontinuar el tratamiento con imipramina y ajustar la dosis de ser necesario, el llegar a una dosis estable puede ser difícil durante el tratamiento combinado.
-Adenosina: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Alprazolam: el uso concomitante de estos fármacos puede aumentar la concentración plasmática de imipramina (mecanismo desconocido), se debe monitorear signos y síntomas anticolinérgicos y arritmias a fin de ajustar dosis de imipramina.
-Alcohol: el consumo de alcohol en pacientes que reciben antidepresivos puede potenciar los efectos depresores del sistema nervioso central (SNC) y disminuir la capacidad motora. Evitar el consumo de alcohol durante las primeras semanas de comenzado el tratamiento antidepresivo hasta que el paciente se encuentre adaptado a los efectos de los mismos sobre el SNC.
-Alcaloides de la belladona y derivados: el uso de alcaloides de la belladona y derivados (escopolamina, hioscina, atropina, propinox, Butilbromuro de hioscina) con imipramina aumenta el riesgo de aparición de efectos adversos anticolinérgicos (sequedad de boca severa, sedación excesiva, visión borrosa, constipación, retención urinaria, taquicardia) por efecto aditivo sobre el bloqueo de la actividad colinérgica. Monitorear la aparición de los efectos adversos descriptos y suspender estos fármacos de aparecer los mismos. En casos graves (alucinaciones, excitación psicomotriz, arritmias, hipertensión) debe recibirse atención médica inmediata.
-Anfetaminas: puede aumentar la aparición de síntomas adrenérgicos por efecto aditivo sobre la neurotransmisión noradrenérgica. Evitar la coadministración, caso contrario, monitorear al paciente por la aparición de estos efectos y ajustar la dosis o discontinuar alguno de los fármacos.
-Amprenavir: puede aumentar la toxicidad de la imipramina por inhibición de su metabolismo a nivel de citocromo P4503A4. Evitar la asociación, caso contrario, monitorear al paciente por la aparición de síntomas de toxicidad y ajustar la dosis.
-Antiarrítmicos de clase I y III: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración, caso contrario, monitorear el electrocardiograma.
-Antidepresivos tricíclicos: el uso de dos antidepresivos tricíclicos puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Antipsicóticos: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración, caso contrario, monitorear el electrocardiograma.
-Atazanavir: puede aumentar la toxicidad de la imipramina por aumento de sus concentraciones plasmáticas. Evitar la asociación, caso contrario, monitorear signos de toxicidad por imipramina.
-Atomoxetina: puede producir aumento de las concentraciones de la atomoxetina por inhibición de su metabolismo. Ajustar la dosis.
-Baclofeno: puede producir trastornos de memoria y relajación muscular excesiva. Monitorear al paciente y ajustar la dosis.
-Barbitúricos: el uso de barbitúricos (fenobarbital, tiopental) con imipramina puede producir disminución de las concentraciones del antidepresivo por inducción de su metabolismo, así como también puede aumentar el riesgo de depresión respiratoria o de convulsiones. Monitorear al paciente en búsqueda de efectos adversos y también la efectividad de la imipramina. En algunos pacientes puede ser necesario aumentar la dosis del antidepresivo tricíclico.
-Belladona aumenta el riesgo de aparición de efectos adversos anticolinérgicos (sequedad de boca severa, sedación excesiva, visión borrosa, constipación, retención urinaria, taquicardia) por efecto aditivo sobre el bloqueo de la actividad colinérgica. Monitorear la aparición de los efectos adversos descriptos y suspender la belladona de aparecer los mismos. En casos graves (alucinaciones, excitación psicomotriz, arritmias, hipertensión) debe recibirse atención médica inmediata.
-Bupropión: puede aumentar los niveles plasmáticos por inhibición de su metabolismo con mayor riesgo de efectos adversos, así como existe la posibilidad de sindrome serotonérgico. Se sugiere controlar la aparición de efectos adversos y disminuir la dosis de imipramina durante el tratamiento combinado.
-Carbamazepina: puede producir disminución de la efectividad del antidepresivo por inducción de su metabolismo. Monitorear la efectividad de la imipramina y ajustar la dosis.
-Cloroquina: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Clorpromazina: puede aumentar las concentraciones de ambas drogas por competencia a nivel del metabolismo y además, aumenta el riesgo de efecto anticolinérgico excesivo. Monitorear al paciente y ajustar las dosis.
-Cimetidina: puede aumentar el riesgo de toxicidad por imipramina por inhibición de su metabolismo. Monitorear al paciente durante los primeros días de la coadministración. Si el paciente requiere uso de medicación antiulcerosa, considerar la utilización de otro antagonista H2 con menor interacción sobre el metabolismo (ranitidina o famotidina).
-Cisapride: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. No deben ser coadministrados.
-Citalopram: el uso aumenta la vida media de la desipramina (principal metabolito de la imipramina) al inhibir su metabolismo. La coadministración no se recomienda.
-Claritromicina: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Clindamicina: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Clonidina: puede disminuir el efecto antihipertensivo de la clonidina por el aumento en la concentración de noradrenalina que producen los antidepresivos tricíclicos. Monitorear la presión arterial y ajustar la dosis de clonidina. En algunos pacientes puede ser necesario utilizar otro antihipertensivo o rotar el antidepresivo.
-Cotrimoxazol: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Diazepam: puede producir déficit psicomotor (disminución del estado de alerta, déficit de atención y reacción). Se recomienda advertir al paciente sobre estos efectos y sobre el riesgo de realizar tareas que requieran coordinación y atención (Ej: manejar automotores).
-Difenhidramina: aumenta el riesgo de aparición de efectos adversos anticolinérgicos (sequedad de boca severa, sedación excesiva, visión borrosa, constipación, retención urinaria, taquicardia) por efecto aditivo sobre el bloqueo de la actividad colinérgica. Monitorear la aparición de los efectos adversos descriptos disminuyendo la dosis de difenhidramina de ser necesario e instruir al paciente en la toma de productos de venta libre que contengan este antihistamínico por la posibilidad de la interacción.
-Diltiazem: puede aumentar la toxicidad de la imipramina por inhibición de su metabolismo. Monitorear la aparición de efectos adversos y ajustar la dosis.
-Disulfiram: puede producir mayor riesgo de aparición de cuadros psicóticos y sindrome confusional, probablemente por aumento de los niveles de dopamina y otras aminas. Monitorear en el paciente signos de deterioro de su estado mental.
-Dolasetrón: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Droperidol: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Se recomienda utilizar con extrema precaución y monitorear el electrocardiograma.
-Duloxetina: El uso concomitante de estos fármacos produce aumento de las concentraciones séricas de imipramina, con potencial toxicidad (la duloxetina inhibe al citocromo P450 2D6, enzima metabolizadora de imipramina). Se sugiere evitar esta combinación.
-Enflurano: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas, y además aumenta el riesgo de convulsiones. Evitar la coadministración.
-Eritromicina: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Se recomienda utilizar con extrema precaución y monitorear el electrocardiograma.
-Espiramicina: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Estrógenos: puede aumentar o disminuir las concentraciones de imipramina por interferencia con el metabolismo, con la consiguiente pérdida del efecto o aumento de la toxicidad del antidepresivo. Monitorear al paciente y ajustar las dosis. En algunos pacientes puede requerirse la suspensión de los estrógenos o de la imipramina.
-Etanol: este fármaco potencia la actividad depresora sobre el SNC de la imipramina (somnolencia, deterioro psicomotor), se sugiere abstinencia alcohólica durante el uso de imipramina.
-Fenitoína: puede producir aumento de los niveles de fenitoína con mayor riesgo de toxicidad por la misma debido a la inhibición de su metabolismo. Monitorear los niveles plasmáticos y ajustar la dosis.
-Fenotiazinas: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Fluconazol: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas, además, el fluconazol inhibe el metabolismo de la imipramina con mayor posibilidad de toxicidad por la misma. Se recomienda utilizar con extrema precaución y monitorear el electrocardiograma.
-Fluoxetina: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas, además, la fluoxetina inhibe el metabolismo de la imipramina con mayor posibilidad de toxicidad por la misma. Evitar la coadministración.
-Fluvoxamina: puede aumentar las concentraciones de ambas drogas. Monitorear la aparición de efectos adversos de ambos fármacos durante el tratamiento combinado y ajustar las dosis.
-Foscarnet: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Furazolidona: puede producir neurotoxicidad con cuadros psicóticos, convulsiones y sindrome serotonérgico por inhibición del metabolismo de las catecolaminas. No deben ser coadministrados. En los pacientes que reciben IMAO y se cambiará el tratamiento a imipramina, deben transcurrir un mínimo de 14 días luego de suspendidos los mismos antes de comenzar la imipramina, comenzando con dosis bajas del antidepresivo tricíclico.
-Gatifloxacina: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Halotano: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Hidrato de cloral: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Hipérico: puede disminuir la efectividad de la imipramina por aumento de su metabolismo, además, puede producirse sindrome serotonérgico. Evitar la coadministración.
-Hormonas tiroideas: el uso de hormonas tiroideas (liotironina, levotiroxina) con imipramina puede producir aumento de los efectos tóxicos de ambas drogas. Utilizar con precaución y monitorear al paciente.
-Inhibidores de la monoaminooxidasa (IMAO): El uso concomitante de antidepresivos tricíclicos e IMAO ha resultado en hiperpirexia, convulsiones, muerte y síndrome serotonérgico (hipertensión arterial, hipertermia, mioclonías y cambios del estado mental) consecuencia de la recaptación y metabolismo alterado de las catecolaminas. Se sugiere evitar el uso concomitante de estas drogas, pudiendo observarse esta interacción hasta 14 días después de suspendido el IMAO.
-Iohexol: el uso de iohexol intratecal en pacientes bajo tratamiento con imipramina aumenta el riesgo de convulsiones. Suspender la imipramina 48 horas antes del procedimiento y no reiniciarla hasta 2 días después del mismo.
-Isoflurano: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Evitar la coadministración.
-Ketoconazol: puede aumentar la toxicidad de la imipramina por inhibición de su metabolismo. Monitorear la aparición de efectos adversos y ajustar la dosis.
-Labetalol: puede aumentar la toxicidad de la imipramina por inhibición de su metabolismo. Monitorear la aparición de efectos adversos y ajustar la dosis. Asimismo si se discontinua el labetalol, monitorear la eficacia clínica de la imipramina.
-Levodopa: puede producir varias reacciones, como hipotensión postural, cuadros hipertensivos y pérdida de la efectividad de la levodopa por disminución de su biodisponibilidad. Monitorear la presión arterial y la efectividad del antiparkinsoniano durante el tratamiento combinado, discontinuar la imipramina de aparecer hipertensión arterial.
-Linezolid: El uso concomitante de antidepresivos tricíclicos y linezolid (IMAO) ha resultado en hiperpirexia, convulsiones, muerte y síndrome serotonérgico (hipertensión arterial, hipertermia, mioclonías y cambios del estado mental) consecuencia de la recaptación y metabolismo alterado de las catecolaminas. Se sugiere evitar el uso concomitante de estas drogas, pudiendo observarse esta interacción hasta 14 días después de suspendido el linezolid.
-Litio: el uso concomitante potencia los efectos neurotóxicos de la imipramina (mecanismo desconocido). Se sugiere monitoreo de signos y síntomas de neurotoxicidad (alteraciones cognitivas, ataxia, convulsiones).
-Moxifloxacina: puede aumentar el riesgo de arritmias cardíacas graves (torsión de punta, paro cardíaco) por efecto aditivo sobre la prolongación del Q-T que producen ambas drogas. Se recomienda utilizar con extrema precaución y monitorear el electrocardiograma.
-Nafazolina: el uso concomitante aumenta el efecto vasopresor del agonista alfa-1, por bloqueo de la recaptación de aminas. Se sugiere evitar el uso concomitante, cas



Medicamento Imipramina actualizado
Búsquedas frecuentas: Imipramina contraindicaciones, efectos secundarios Imipramina, presentacion, efectos colaterales, precio.

Síguenos

X