Artículo sobre ...

La investigación en enfermeria: un campo interdisciplinario

* ¿Cómo prevenir las enfermedades entre los grupos muy expuestos? * ¿ Por qué nuestros servicios satisfacen las necesidades de la minoría y no de la mayoría?

Enviado* el 01/01/2011 20:45
Educ Méd Salud, Vol. 14, No. 1 (1980) La investigación en enfermeria: un campo interdisciplinario LILLIAN K. GIBBONS' INTRODUCCION La investigación en enfermería está adquiriendo una importancia creciente en las esferas internacionales de esta profesión. Esta mayor conciencia de la relación entre la investigación y el ejercicio profesio- nal de la enfermería va acompañada de un convencimiento cada vez más firme de que cabe esperar que, en el futuro, todas las enfermeras profesionales se dedicarán en mayor o menor medida a esta actividad (1), ya sea de manera directa, indirecta o incidental. La actuación directa implica una participación y una responsabilidad en la prepa- ración y ejecución de estudios de investigación; la participación indi- recta supone colaboración en algunos aspectos de las investigaciones pero sin asumir una responsabilidad esencial en el diseño y ejecución del estudio y, por último, la incidental se refiere al aprovechamiento de los resultados de investigaciones, aplicando los conocimientos ad- quiridos en materia de atención de la salud mediante las investigacio- nes realizadas por otros. La aplicación inteligente de los resultados de investigaciones lleva implícita la capacidad para juzgar la idoneidad de esos resultados. El presente trabajo ofrece los antecedentes de la evolución       de la investigación en materia de enfermería, describe el proce- so de la investigación y examina sus repercusiones para las enfermeras profesionales y la profesión de enfermería. La investigación, en el sentido más amplio de la palabra, se define como la aplicación de los procedimientos o métodos científicos a la so- lución de cuestiones esenciales acerca de hechos significativos (2). Con lAsesora Regional en Enfermería, División de Servicios Integrados de Salud, OPS/OMS, Washington, D.C. 76
Investigación en enfermería / 77 ella se trata de resolver problemas, hallar respuestas a cuestiones o ex- plicar la relación entre factores o acontecimientos. Para cualquier estudio la formulación propiamente dicha del problema objeto de in- vestigación es decisiva. En una ocasión, Einstein afirmaba que el planteamiento de cuestiones nuevas, posibilidades nuevas o relaciona- das con viejos problemas desde una nueva perspectiva exige imagina- ción creadora. Así pues, la investigación requiere inventiva. Es una manera de pensar creadora y con precisión científica. Para plantear cuestiones es preciso tener cierta conciencia y curiosidad de lo que está ocurriendo en el mundo que nos rodea, y supone que los profesionales de la salud proceden activamente a la búsqueda de nuevos conocimien- tos en lugar de limitarse a un aprendizaje pasivo. Las enfermeras han de aprender a generar cuestiones; cuestiones que representen un reto al ejercicio de la profesión, a los programas educativos y las institucio- nes de prestación de servicios. En definitiva, este proceso llevará a la consecución de nuevos conocimientos y métodos para mejorar el efecto de la profesión sobre la sociedad. La formulación apropiada de cuestiones significativas para la inves- tigación depende de los que, como las enfermeras, se han comprometido a ampliar la base de los conocimientos para perfeccio- nar la práctica de la profesión. Las actividades de investigación en el campo de la enfermería se orientan a contribuir un caudal de conoci- mientos científicos en evolución acerca del hombre y el comporta- miento humano y la acción recíproca de las fuerzas múltiples de las que dimanan la salud o las enfermedades. La investigación vista desde este ángulo puede ser estimuladora e interesante. Recurriendo a las teorías de las ciencias físicas y de la conducta, la investigación de enfermería         aspira a un mejor conocimiento de la relación entre la salud y las enfermedades y el comportamiento humano, así como de la reper- cusión del sistema de atención de la salud sobre problemas de salud de- finidos. Esta orientación puede suscitar ciertas preocupaciones que incitarán        a las enfermeras a plantear cuestiones como las siguientes: * ¿Hasta qué punto los servicios de salud contribuyen a que la población conserve y fomente la salud? * ¿Cómo se ayuda al individuo a conservar la salud? * ¿Cómo hacen frente a las enfermedades los individuos o en qué medida son eficaces las intervenciones de enfermería para ayudarles a este respecto? ¿ Cómo se estimula a la población a que utilice las medidas sanitarias dis-
78 / Educación médica y salud * Vol. 14, No. 1 (1980) ponibles para evitar las enfermedades o hasta qué punto son efectivas esas medidas? * ¿Cómo prevenir las enfermedades entre los grupos muy expuestos? * ¿ Por qué nuestros servicios satisfacen las necesidades de la minoría y no de la mayoría? Estas áreas problema o cuestiones son totalmente apropiadas para las actividades de investigación de enfermería en el momento actual y en el futuro. La búsqueda de soluciones viables a los múltiples dilemas de la atención de la salud con que se enfrentan todos los profesionales de este campo, incluidas las enfermeras, requiere actividades de investi- gación que obligan a la colaboración de todos ellos. LA INVESTIGACION Y LAS ORGANIZACIONES INTERNACIONALES La función de las organizaciones internacionales en apoyo de las in- vestigaciones de enfermería ha ido evolucionando a través de varias etapas. A raíz de la Primera Reunión del Comité de Expertos de la OMS en Enfermería, celebrada en 1950 (3), en la que se expresaron las preocupaciones de sus miembros, se preparó una guía de encuestas para   uso de todos los países como medio de realizar un estudio de los ser- vicios de enfermería en sus aspectos más amplios (4). Arnstein, quien concibió esa guía, estaba persuadida de la importancia de la participa- ción de la comunidad en todas las fases de las actividades del programa y estimuló la intervención de ciertos grupos en estos estudios de los ser- vicios de enfermería. La misma convicción en cuanto a la participa- ción de la comunidad se observa en los documentos recientes de la OMS y la OPS sobre la atención primaria de salud (5,6). Diez años después, se convocó una reunión de un grupo científico de la OMS sobre enfermería con el objeto de identificar los problemas de la investigación en este campo. De esta reunión surgió una metodolo- gía para identificar los problemas de enfermería y posteriormente fue ensayada en cuatro centros (7). Igualmente, en 1965 la OMS patrocinó el establecimiento de. métodos para estudiar las normas de dotación de personal en hospitales y otras instalaciones de salud (8). Poco después, en 1966, el Comité de Expertos de la OMS en Enfermería prestó aten- ción nuevamente a las investigaciones, al mismo tiempo que fomenta- ba la indagación sistemática de una mayor variedad de problemas de
Investigación en enfermería / 79 enfermería mediante el empleo de una metodología apropiada para cada ambiente y problema de investigación (9). En esta reunión, la ne- cesidad de que todos los países prepararan a un importante grupo de enfermeras para las actividades de investigación fue objeto de particular    atención. Se insistió de manera especial en el procedimiento inter- disciplinario para resolver los problemas de investigación en los países en desarrollo y se encareció a las enfermeras que realizaran estudios en colaboración con los colegas de los campos de la medicina y las ciencias sociales. Se seleccionaron para la investigación determinados proble- mas, tales como la utilización de varias clases de personal, políticas de personal, costes de los servicios y diseño de equipo no médico. Se encomendó      a los países que establecieran medios para preparar investiga- doras de enfermería y que asignaran fondos a todas las fases de la in- vestigación, incluidos los medios de divulgación de los resultados obtenidos. Recomendaciones análogas se formularon en la Región de las Américas. El Comité Asesor de la OPS en Enfermería, en 1968, al referirse a la función de esta profesión en la planificación nacional de salud en los países latinoamericanos, destacó la importancia de prepa- rar a enfermeras de la Región para realizar investigaciones en campos pertinentes a esa planificación (10). Las recomendaciones de esta reunión promovieron estudios de organizaciones y programas de servi- cios de enfermería así como de programas educativos y sus resultados. A continuación de la reunión, se procedió a la publicación de una guía que serviría de ayuda al desarrollo del tipo de estudios recomen- dados por el Comité (11). Para favorecer la participación de la enfermería      en la planificación de salud se necesitaban urgentemente estu- dios sistemáticos que documentaran la planificación y programación en ese campo. La Guía de Verhonick sirvió de medio para fomentar es- tudios descriptivos que aportarían datos reales sobre la verdadera si- tuación de la enfermería en todos sus aspectos en las Américas. Esta publicación, extensamente distribuida por toda la Región a escuelas de enfermería, ministerios de salud y asociaciones de enfermeras pro- fesionales,

Síguenos

X